1er. Apostasía Colectiva en Uruguay

Publicado en por Ivonne Leites. - Atea y sublevada.

 

Primer Apostasía Colectiva en Uruguay  23 de diciembre 2011 - Hora 15:00

Plaza Constitución

(frente a la Iglesia Matriz)

 

 


261082_147765278660064_517197416_n.jpgLlevar acta de bautismo, fotocopia de la cédula y carta para apostatar (si no la tenes, solicitala al mail contacto@apostasiauruguay.org

 

Mas información:

Pagina en Facebook Apostasía colectiva en Uruguay

Twitter: https://twitter.com/ Apostasia_uy

 

 

Apostasía Colectiva en Uruguay (2011)

Publicado en Taringa!
Apostasía Colectiva es un grupo de ciudadanos y ciudadanas librepensadores, que hemos decidido nuclearnos en torno a esta denominación.
Surge como una herramienta en la defensa del principio republicano de laicidad, inspirados en los principios del librepensamiento.
Proclamamos la absoluta libertad de conciencia y el pensamiento laico.
La apostasía no es una cuestión (exclusivamente) de ateos o no creyentes, sino de individuos libres decididos a no permitir que en su nombre se discrimine y se condenen progresos sociales.
Entendemos que la Iglesia Católica –al igual que muchas otras religiones organizadas y otros sistemas opresivos de la conciencia y las libertades individuales- manifiesta de forma sistemática su oposición a medidas de progreso social, haciéndolo de forma feroz, basándose en su dogma revelado e incuestionable que tantas vidas costó a la humanidad, y en un presunto alto número de integrantes, el cual es sostenido básicamente a través de sus libros de bautismo y no a través del grado de adhesión social a sus preceptos dogmáticos.
Desde el punto de vista del derecho uruguayo, existen también hoy en día, normas legales de protección de datos personales (habeas data) que respaldan a todos quienes no deseen que su información permanezca en manos de la iglesia.
En Apostasía Colectiva buscamos aclarar, difundir y facilitar la acción de apostatar.
Pretendemos informar a todos a quienes así lo deseen, acerca de los instrumentos legales a su disposición para poder hacerlo, instrumentos legales que la iglesia pretende vulnerar y que en muchos casos no respeta.
En tal sentido expresamos que ninguna institución religiosa debería poder contar con información personal y familiar de individuos que en la actualidad no integran más sus filas.
Es el espíritu de este colectivo, la defensa de la libertad de conciencia de los ciudadanos y ciudadanas que en un altísimo porcentaje no profesan la fe católica, pero que el Vaticano presume como católicos practicantes.
Apostatar implica simplemente renunciar a una fe religiosa en particular (la católica), sin que de ello se desprenda la no creencia en Dios o la no pertenencia a ningún culto religioso.
Proponemos a través de esta declaración de principios, el establecimiento de la apostasía como herramienta en la defensa del principio republicano de Laicidad, tan vilipendiado sistemáticamente desde varios ángulos, considerando en ese sentido llevar a cabo las siguientes acciones:
-Convocar, exhortar, informar y apoyar a aquellos ciudadanos que, habiendo sido bautizados por la Iglesia Católica Apostólica Romana, no se sienten identificados con ella o están alejados de la misma, ya sea por reformulación de convicciones religiosas o por ausencia de éstas, a renunciar formalmente a la mencionada Institución.
-Difundir la adhesión al Colectivo entre personas en igual situación e instituciones que no respalden la manipulación de datos personales de un ente privado que promueve la homofobia y coarte libertades individuales; todo esto, en nombre de quienes alguna vez fuimos bautizados.
-Informar a la población cuales son las ventajas de apostatar, así como cuales son las implicancias de permanecer sumidos en la inacción de mantenernos como activos en los registros de la iglesia católica, con todos los efectos que eso trae aparejado y muy especialmente teniendo en cuenta los usos espurios a los que es sometida nuestra información.
Si bien la apostasía es una acción individual, personal e intransferible, nosotros buscamos aglutinarnos en un colectivo, para ayudar a tomar conciencia del talante liberador y racional de dicha acción.
Creemos necesario generar conciencia de que la apostasía tomada en forma individual por sí sola, no tendrá una incidencia sustancial, pero en la medida en que nos sumemos si la tendrá y por sobre todas las cosas habremos mantenido una coherencia entre lo que pensamos y como actuamos al respecto.
Es por ello, que buscamos reunir una masa crítica de apostatas, para llevar a cabo la acción, presentando ante la iglesia un número importante de voluntades.
Esta declaración no tiene una finalidad, ni un espíritu negativo o de confrontación, muy por el contrario, es la defensa irrestricta de la libertad de las personas, el respeto por sus creencias particulares y posturas religiosas y filosóficas, la que nos moviliza.
Convocamos a quienes en su libre elección decidan apostatar, a unírsenos en esta lucha, que será el comienzo de otras.
Los invitamos a visitar nuestra página web y nuestro sitio en facebook, y expresar a través de nuestro correo electrónico, la voluntad de adhesión.
Allí les indicaremos los próximos pasos a seguir.
Buscaremos trabajar coordinadamente con otras organizaciones, porque entendemos fundamental la difusión de la apostasía a nivel nacional e internacional.
Continuaremos estrechando lazos con organizaciones hermanas de otras latitudes, con el fin de retroalimentarnos y cooperar para un trabajo más fructífero.
Es así que aspiramos, junto con otros países, juntar las firmas para el próximo 17 de diciembre.
De esta manera, aunaremos esfuerzos con el resto de los librepensadores en busca del librepensamiento, reafirmando la proclama por la absoluta libertad de conciencia para todos y en defensa del principio de laicidad, porque el librepensamiento es laico.
Sitio web: www.apostasiauruguay.org (en construcción)

Comentar este post