Argentina: Se entrega Roberto Mazzoni, fiscal torturador de la última dictadura

Publicado en por Ivonne Leites. - Atea y sublevada.

 

tortura argentina 
El ex fiscal federal Roberto Mazzoni, sobre quien pesaba un pedido de captura por parte del Juzgado Federal de Resistencia en el marco de la causa Caballero Residual, donde se investigan crímenes de lesa humanidad cometidos durante la última dictadura militar, se entregó este lunes y quedó detenido en el Escuadrón 51 de Gendarmería Nacional.

Mazzoni está acusado de haber sido autor directo en la imposición de torturas físicas durante la represión ilegal en Chaco.

Según informaron allegados a la causa, el ex funcionario judicial se presentó espontáneamente luego de que el viernes último el juez Federal de Resistencia, Carlos Skidelsky, ordenara su detención ante la ampliación del requerimiento presentada por el fiscal Federal Patricio Nicolás Sabadini, y el fiscal ad-hoc en Derechos Humanos, Diego Vigay.Además de ser acusado de la imposición de torturas, sobre Mazzoni pesan además las imputaciones de no investigar el asesinato de uno de los fusilados en la Masacre de Margarita Belén, y no haber dado auxilio médico a los detenidos que denunciaron haber sido torturados.También está acusado de no haber dado protección a dos detenidas que estaban embarazadas ni tampoco preocuparse por la salud de los recién nacidos, y de haber obligado a los presos a declarar mediante amenazas.

Contrainjerencia
 LA CAUSA POR LA REPRESION ILEGAL EN CHACO

Se entregó el ex fiscal Mazzoni

El ex fiscal general Roberto Mazzoni se entregó ayer ante la Justicia chaqueña, luego de que se ordenara su detención en el marco de una causa que investiga su actuación en una serie de delitos de lesa humanidad cometidos en esa provincia durante la dictadura.

Mazzoni “es el primer funcionario judicial” detenido en el marco de la causa Caballero Residual, que ya suma más de una veintena de ex uniformados chaqueños arrestados, según revelaron fuentes judiciales. El ex fiscal se presentó a las 8 de la mañana, ante el Juzgado Federal de Resistencia, acompañado por su abogado, Rubén García Redondo. Quedó detenido en el Escuadrón 51 de Gendarmería y hoy a las 11 sería indagado por el juez federal Carlos Skidelsky. La entrega voluntaria de Mazzoni fue un rumor a voces durante todo el fin de semana, luego de que la policía acudiera a su casa, ubicada en la avenida Alberdi de la ciudad de Resistencia, y no lo encontrara. En ese marco, se libró un pedido de captura –que incluyó su búsqueda en la provincia de Buenos Aires– y finalmente ayer se entregó.

Mazzoni se desempeñó como fiscal general de Cámara entre 1975 y 1994, y está acusado de una larga lista de delitos, entre ellas la omisión de denunciar torturas sufridas por presos que estaban a su cargo, de no investigar el asesinato de uno de los fusilados en la Masacre de Margarita Belén, y de haber sido autor directo en la imposición de torturas físicas o psicológicas. También se lo acusa de no haber facilitado el auxilio médico a detenidos que denunciaron torturas físicas, ni tampoco a dos detenidas embarazadas que dieron a luz en cautiverio, y de haber obligado a presos políticos a declarar bajo amenazas. Mazzoni ocupó hasta antes del último golpe militar el cargo de secretario penal del Juzgado Federal de Resistencia, donde compartió funciones con el ex fiscal federal Carlos Flores Leyes, fallecido en abril de 2010, también imputado en la causa.

 

Pagina12

Comentar este post