Blackwater forma un ejército de mercenarios en Emiratos Árabes para intervenir en países de la región

Publicado en por Ivonne Leites. - Atea y sublevada.

 

Erik Prince, fundador de Blackwater

Las autoridades emiratíes reconocieron este lunes que han contratado varias empresas privadas para entrenar y asesorar a sus Fuerzas Armadas. 

La declaración sale al paso de una reciente información del diario The New York Times que da cuenta de un millonario contrato entre las Fuerzas Armadas emiratíes y una empresa del fundador de la compañía estadounidense Blackwater, Erik Prince, que está formando una unidad de mercenarios colombianos y de otras nacionalidades.

Blackwater está acusada de matar a 17 civiles en Bagdad en 2007. Fue renombrada como XE Services y, según el diario estadounidense, pagó el año pasado 42 millones de dólares en multas por entrenar tropas en Jordania y otros países.

Un jefe militar emiratí, en una declaración difundida después de la pasada medianoche por la agencia oficial WAM, dice que los Emiratos Árabes Unidos están recurriendo a contratistas internacionales para prestar entrenamiento y desarrollo operativo.

El comunicado, firmado por el jefe de Recursos Humanos y Administración de las Fuerzas Armadas emiratíes, general Juma Ali Jalaf al Hamiri, menciona entre esas empresas a la compañía R2, también conocida como Reflex y fundada por Prince.

Esta empresa, creada en los Emiratos Árabes Unidos (EAU), “provee apoyo operacional, planificación y entrenamiento”, según la nota.

Esta cooperación con contratistas privados, agrega el comunicado oficial, permite a las Fuerzas Armadas de los EAU “hacer contribuciones significativas en teatros de operaciones como Kosovo, Irak, Afganistán y, más recientemente, Libia”.

El comunicado, sin embargo, no da detalles sobre el contrato firmado con Reflex ni sobre la unidad de mercenarios que, según el diario estadounidense, está recibiendo entrenamiento en la base militar emiratí de Zayed Military City.

Según informó el pasado domingo The New York Times, el contrato firmado entre los EAU y por representantes de Blackwater tiene un valor de 529 millones de dólares y busca crear una unidad de 800 mercenarios extranjeros.

Entre ellos hay colombianos, sudafricanos y de otras nacionales, que están recibiendo entrenamiento en secreto en una instalación de los EAU de parte de militares estadounidenses retirados y veteranos del Reino Unido, Alemania y de la Legión Francesa.

Según el diario estadounidense, esa unidad militar “está destinada a realizar operaciones especiales dentro y fuera del país, defender oleoductos y rascacielos de ataques armados y reprimir rebeliones internas”.

La unidad tendría que haber estado lista el 31 de marzo pasado, pero tiene problemas en el cumplimiento de los plazos fijados en el contrato, documento que también reproduce The New York Times, junto con el testimonio de uno de los colombianos que fue reclutado.

Aunque estaba previsto que quedara integrada por 800 efectivos, se ha visto reducida últimamente a 580 miembros.


EFE

LibreRed

Etiquetado en U.S.A - Canadá

Comentar este post