Costa Rica: ¡No me piqués con eso!

Publicado en por Ivonne Leites. - Atea y sublevada.

Claudia Calvo Louward

Fuente: elpais.cr  | 17/06/2011

Colegio-CR.jpgLa culebra estaba muy seria, como todo reptil. Nunca había visto ese logo agrandado, ni tan de cerca: cierto que todo caduceo que se respete debe tener uno -o dos, pero el ofidio que me vigilaba desde el folder del Colegio de Médicos no es cualquier culebra: es una víbora, con todo y detalles de sus fosetas loreales -por lo tanto, venenosa... Imposible no notarlo, tras veinte años de ser guía naturalista. Sólo su vívido y muy falso color azul la distingue de las víboras naturales que tantos cuidados causan en el monte.

Recibí el animalito durante el debate de vacunas en el Colegio de Médicos. ¡Al fin se pudo ver a la ministra María Luisa Ávila en vivo y a todo color! -azul también- en un debate, frente al Doctor Agustín Páez -que lleva años cronicando valientemente las muertes anunciadas de ciertas vacunas. El Dr. Páez es ahora carta mayor en la CCSS, organismo que, como sabemos, padece enfermedad grave -debida a años de abusos y deficiencias. Y uno de los modos con que se pretende volverla paciente terminal -es pagando vacunas a granel, vacunas que el Ministerio de Salud y el gobierno en general desearían hacer obligatorias para todos.

Estuvo muy bonito el evento, y muy concurrido. La agenda se siguió -salvo que se invirtió el orden de los ponentes, quedando siempre la última palabra en boca de la ministra, pero no cambió gran cosa, en realidad. Viendo que ese orden ya ha sido violado, no me siento mal por reacomodarlo también. Antes de empezar: aclaro el punto sobre una gran i: la radicalmente "antivacunas" soy YO, y no el Dr. Agustín Páez, ¡que no sufra SU reputación por mis opiniones! El Dr. Páez - junto con gran (y creciente) número de médicos responsables- simplemente es consciente de la enorme influencia de las farmacéuticas en la fabricación y promoción de medicamentos y vacunas, y lo cuestiona de forma clara y honesta; NO es un "anti todo".

Durante su ponencia dejó claro que a su ver, algo muy preocupante es que una vacuna "maqueta" no da efectos iguales con distintos antígenos: se recombina. (La cosa se complica aún más al ver que las vacunas son polivalentes; incluso en algún momento, la Ministra mencionó una... TRECEVALENTE.) El doctor, pues, recalcó que el problema de las vacunas no es tanto el antígeno en sí (el "virus") sino en el modo en que se cultiva - y sobre todo los adyuvantes vacunales, mencionando su sospechada correlación con enfermedades autoinmunes -al sobreexcitar las defensas del cuerpo. En ese tema se dedicó sobre todo al mercurio-timerosal, no habiendo tiempo para entrar en las sutilezas neurológicas del escualeno (no está -aún- en las vacunas de CR) o el aluminio (sí está). Hasta tocó el tabú: la controversia Wakefield vs Thorsen (experto que desacreditó al primero, y que las autoridades pro vacunas citan a diestra y siniestra- SIN querer saber que Thorsen es prófugo de la justicia por diversos fraudes, ¡lo que... lo desacredita a ÉL! (Menos aún quieren saber que, no sólo quedó rehabilitado Wakefield, sino que sus resultados de relación vacuna MMR con síntomas tipo autismo -SÍ han sido duplicados en sendos estudios.)

Don Agustín comenzó por una breve reseña de la relación entre las farmacéuticas y la Seguridad Interna EUA tras los eventos (fabricados) del 11 de setiembre 2001, en especial respecto a vacunas para temibles fantasmas bacteriológicos tipo ántrax, ébola, SARS, etc.; llegando a la falsa pandemia H1N1. Notable estadística: en Costa Rica en 2007 -Arias bis- se dio un gigantesco aumento en vacunas y demás fármacos: el rubro pasó de los 3.2 millones de dólares anuales que llevaba desde hacía años a... 16 millones. Y el que sale pagando estos aumentos es... CCSS, cuando en realidad, ese tipo de gastos le corresponden al Ministerio de Salud, o a otras fuentes del gobierno, según argumentó el Dr. Páez -y NO contradijo la Ministra.

También alarmante es la forma en que el Ministerio arbitrariamente decide qué vacunas poner, cuáles cambiar, y cómo "incluir los permisos": quedan tan mal regulados, que cuando alguien sale víctima de alguna lesión debido a dichos fármacos (como el personal sanitario afectado por la vacuna de gripe aviar, que finalmente ganaron el juicio el año pasado)... quien se queda con la cuenta es de nuevo CCSS, ya que dada la manera en que (no) se regula la importación de vacunas, ¡en Costa Rica no hay forma de responsabilizar al fabricante! Tanto me intrigó, que hice una pregunta directa: el Dr. confirmó que por el desorden del "sistema" de inclusión de las vacunas y fármacos en el país, las transnacionales farmacéuticas quedan impunes, dado el "vacío legal" que rodea esas (no) regulaciones. ¡Hasta la Ministra consideró que era una buena pregunta y que se podría tratar de hacer algo al respecto! Y don Agustín volvió a corroborar que, a menos de reformar totalmente el modo de registrar fármacos, Costa Rica siempre quedará en indefensión cuando se den los inevitables efectos adversos. En otro punto, recalcó que, debido a lo estipulado por la Ley General de Salud, CCSS no tiene posibilidad de negociar directamente con los proveedores, y que depende totalmente de intermediarios del Ministerio, que se encargan de especificar cuáles productos deberá luego pagar la Caja.

Yo pienso que de ahí deriva el que CCSS -desobedeciendo órdenes de la Corte- se niegue de plano a informar de los posibles efectos, y que el Ministerio (por más que clame que tiene un sistema de vigilancia para detectarlos) se dedique cuidadosamente a NO conocer ni dar seguimiento a tales casos, y a desestimarlos hasta en sus últimas consecuencias: si no se tiene platales (o el fuertísimo sindicato de CCSS detrás), es casi imposible que se reconozca daño ni causa; y mucho menos pretender una compensación, sin importar si la persona quedó lesionada de por vida...

En fin, con respecto a las vacunas de neumococo, rotavirus, polio intramuscular (a añadirse sobre polio oral) y papiloma humano, los "acuerdos" para traerlas son virtualmente inexistentes -y dejan a la CCSS al descubierto si una persona resulta afectada por un fármaco del que NO va a recibir información alguna -ni antes ni después de su administración. De hecho, quedó claro para cualquiera que lo escuchara, que hay cantidad de conflictos de interés en el modo de presentar fármacos a este país. Y Dr. Páez: Ud. ¡administró admirablemente sus 30 minutos (exactos)!

Luego le tocó el turno a la Ministra. También apuntó que "fue en estos últimos 5 años que nosotros..." y sí, es que la señora nos salió heredada de la administración Arias. Predeciblemente, su ponencia se dedicó a hablar de que la salud es un derecho (casi implicando que la población tiene el deber de vacunarse). Desechó totalmente la importancia de lo económico, recalcando que las vacunas son la parte más barata de los gastos de salud... pero algo no dejó de pararme las orejas: ella mostró gráficos de costos de vacunas en relación con otros fármacos ¡pero presentó los gráficos de costos de las farmacéuticas! Claro: las vacunas les salen baratísimas, máxime tomando en cuenta que las agendas de vacunación de OMS y los gobiernos les aseguran ventas globales -y una virtual exoneración de cualquier responsabilidad civil. También es revelador que habló repetidamente de que "las vacunas están siendo víctimas de su propio éxito" -nota: en una de tantas repeticiones, ¡se le salió... que "son víctimas de su propio RIESGO"! Mil perdones, doña María Luisa, pero ¡cómo disfruté ese revelador lapsus! Algo más: varias veces mencionó que el cambio (y suma) de polio oral a intramuscular se debe a que los raros casos existentes en Costa Rica son... ¡por VIRUS VACUNAL! También le echó en cara al Dr. Páez que la Caja no hace bien su trabajo en detectar displasias de cérvix -al tiempo que le pide desembolsar N cantidad de millones para vacunar a todos, hombres y mujeres -(SIN decir que la propia Diane Harper, desarrolladora de la vacuna de papiloma humano Gardasil, ADVIERTE que no se hizo pruebas suficientes; que NO hay evidencia de que prevenga un cáncer de cérvix; que ella la desarrolló pensando en casos muy específicos, y NO en vista de vacunaciones multitudinarias; mucho menos a menores, ¡ya que su efectividad asumida no es mayor a 5 años, en el mejor de los casos! Como si fuera poco, la vacuna del papiloma es peligrosa.)

Colmo: las propias cifras de OMS que mostró -dejan claro que NO sufrimos las mismas condiciones que otros países del área, y que en general, NO calificamos para campañas de vacunación masivas... Tampoco deja de llamar la atención que la señora usara un artículo de blog y algunos del Miami Herald como referencia... (como una simple guía metida a articulista). La entiendo: no le quedaba de otra: en los mapas de OMS, quedaba demasiado claro que en los países que cargan el peso de la problemática socio-sanitaria de América Latina, implicando recomendación OMS de campañas masivas de vacunación... NO figura Costa Rica. Otro exabrupto: a una pregunta de por qué no se informa de los afectados por dicha vacunación, la Ministra de Salud de Costa Rica contestó: "Sí lo dijimos pero usted no se enteró". Insistió en que hay un gran trabajo para buscar afectados -pero muchos médicos en la asistencia obviamente discrepan, dada la cantidad de veces que reiteraron comentarios y preguntas al respecto. Otra joya - a la pregunta de cuántos muertos por la pandemia fantasma: "Mató a mucha gente y no me acuerdo cuántos..." (Haciendo flashback a esa "pandemia", CDC -con monopolio para las pruebas- dejó de hacerlas en agosto 2009: decretó que "toda ILI (enfermedad tipo gripe) era automáticamente H1N1. Razón: cuando aún las hacían... ¡se demostró que un mínimo porcentaje la tenía realmente!)

Clave fue que, para defender que el Ministerio recomiende cualquier cambio a tontas y a locas (con CCSS obligado a pagarlos), la Dra. Ávila dijo que: "No se puede depender de la Comisión de Vacunas, ya que sólo se reúne una vez al mes... no puedo permitir que por "procedimientos" se atrase una política, el Ministerio de Salud decide... la Comisión es técnica, sin experiencia, ideológica, no científica"...

Personalmente, lo que me estampó la sonrisa feroz fue que, respondiendo a un médico sobre el costo de vacunas y tratamientos por la abortada campaña H1N1, ella dijo "no tengo el dato, pero se gastó alrededor de $60.000 en TAMIFLU". Eso es revelador para mí: en una conversación email el año pasado, consecuencia a mi primera intervención (previa a conocer elpais.cr, por desgracia), ella me escribió, de su nombre y a nombre del Ministerio, (al darle yo las objeciones descubiertas por Cochrane Collaboration al oseltamivir o tamiflu), que "el tamiflu no sólo Roche lo produce, hay muchos genéricos y se dio de manera racional a personas de riesgo o sin riesgo pero complicadas y sí sirve, sólo que fue necesario aumentar las dosis para lograr mayor efecto, ya que es VO." Con eso daba a entender que lo que se administró no fue "Tamiflu" -el producto cuestionado- sino un oseltamivir genérico (a lo que le contesté por cierto que Cochrane cuestionaba la molécula misma y no sólo la patente de Rumsfeld). En fin, cuando la Ministra dijo anoche que se gastó $60.000 en Tamiflu, ¡no dejó de llamarme la atención! Por cierto que el doctor Páez aclaró que en la abortada pandemia se gastó más de 25.000 millones de colones -cortesía CCSS. ¡Y eso que no se trajeron las 1.800.000 dosis que preconizaba el Ministerio, sino 190.000!-de las que al final no se lograron deshacer, ya que se abortó también el decreto de obligatoriedad de Oscar Arias. Pobre Sanofi-Aventis: quedó sin un país completo obligado a generarle ganancia. (¿Comisionan, y a quién? Perdón; es deformación profesional: después de todo, trabajo en turismo -gremio en que se ve de todo...) Y por las dudas, no es por obsesión personal que menciono al señor: ¡es porque la Ministra terminó sus 33 minutos (no 30) con una cita del ídolo! Y me llama la atención que él es CFR, y que hay un nexo indisoluble entre este "think tank" globalista y las vacunas...

Terminando: los estereotipos que se tiene hacia toda "oposición" harían pensar que los comentarios menos elegantes -vendrían necesariamente de los "antivacunas". Pero fue chistoso: el único de la asistencia que usó su minuto en un comentario injurioso -fue un doctor pro vacunas; dijo en 2 platos que don Agustín era un mentiroso, porque "no hay relación entre el autismo y las vacunas" (eso se cae en los enlaces acerca de Wakefield-Torsen); que hay que vacunar de papiloma; que los antivacunas son del pensar que la Tierra es plana, etc. Esto motivó una respuesta del propio público: "Aquí está claro que el Dr. Páez no se opone a LAS vacunas, sino a ciertas vacunas comerciales: ¡no hay que confundir la gordura con la hinchazón"! Tampoco faltó la que dijo: "Porque algunos no saben, es mejor que nadie averigüe (respecto a mostrar las advertencias de los folletos) porque no importa el individuo sino la población".

El Dr. Agustín Páez Montalbán se anotó una ovación, sonriendo en esta deliciosa respuesta a "la Tierra Plana": "Personalmente, pienso que la tierra es redonda, pero que no es totalmente redonda: tiene un achatamiento alrededor de los polos".... (¡Ah, dolor de manos!)

En fin, y espero que concuerden conmigo, fue una velada bien instructiva. Quisiera añadir esto, con respecto a "nosotros los tierra-planas": EN NINGÚN MOMENTO pretendemos los antivacunas "prohibir" las vacunas -ni el acceso a éstas. Recuerden: los adeptos a que "Lo que no es prohibido debe ser obligatorio y viceversa" -son los que meten la agenda del sistema ... y NO nosotros.

Lo que abogamos es -que la gente tenga derecho a informarse claramente de todos los posibles pros y contras, y sobre todo de si hay o no una real necesidad, en cada caso particular. Igual no deja de ser preocupante que Costa Rica y Chile (los países más vacunados de Latinoamérica) también sean los que tengan una incomparable prevalencia de asma e infecciones de oído -parte de los efectos adversos de las vacunas (este está en español). TAMPOCO se reduce a esas "insignificancias" el posible efecto adverso... Sin contar que los "preocupantes nuevos brotes de enfermedades previamente erradicadas" se dieron en ¡poblaciones vacunadas!

Personalmente, pienso que un Ministerio de "Salud" debería velar activamente por la salud, y no "promocionarla" como si fuera una rifa. Y la "salud" no se logra combatiendo enfermedades, con el timo de que "menos por menos es más", sino que se logra mediante buenos hábitos y disciplina de vida: eso educación y prevención. La salud se logra mediante higiene, y buena alimentación para evitar deficiencias -que siempre acaban en enfermedades agudas o crónicas. Y en este país, con la bruta cantidad de pesticidas que se usan, no es de extrañar que las poblaciones más pobres padezcan de todo tipo de cosas: los trabajadores piñeros y bananeros (y sus vecinos) se exponen a todo tipo de químicos. TAMPOCO es de extrañar que ellos sean "el sector más desfavorecido", ¡tomando en cuenta los acuerdos comerciales que se regalan a las transnacionales! Si el Ministerio de Salud dedicara el mismo tesón a mantener limpios el agua y suelo de Costa Rica, en lugar de vendernos vacunas -hasta para no tener que bañarse... otro gallo cantaría en este país.

Y sí; guía naturalista al fin y al cabo: yo me quedo -y con mucho- con los ofidios de verdad que habitan nuestros maravillosos bosques, en donde tienen un rol real y discreto, y que con nadie se meten a menos que uno se meta con ellos... ¡y NO con la brillante víbora azul eléctrico del Caduceo del fólder! Así que no, autoridades de salud: a MÍ no me piquen con eso.

 

PS: El Sr. José Zimerman, activista antivacunas, hizo llegar a la ministra de Salud, mediante su asesor -yo la vi delegarlo a hablar con él- una carta en que le propone ofrecerse ÉL a ser infectado con los virus que supuestamente combaten las vacunas, a modo de "prueba de efectividad" relativa. Creo que ¡nunca en el mundo ha habido semejante ofrecimiento! OJO: no es que apruebo -pero quiero asegurarme que su propuesta no quede archivada per sécula seculorem...


NOTA: sobre la controversia vacuna/desaparición de polio, plagio un comentario (mío): "Janine Roberts (resumen): aparece parálisis infantil a finales de siglo XIX, explota en XX; llamada poliomielitis -inicialmente reconocida como envenenamiento plomo/arsénico/mercurio (mismos síntomas en perros intoxicados). Dolencia coincidió con agroquímico Paris Green, reemplazado por arsenato de plomo/arsenato de calcio (peores). Se DEJÓ de investigar lazo veneno/polio: Rockefeller creó Asociaciones Médicas (erradicando homeopatía/terapias no químicas) e invocó urgencia de vacunar. Se hizo pruebas; se traficó resultados (no se contó infectados entre 1a y 3a vacuna, etc) Se censuró a investigadores críticos (Dr Bernice Eddy) -confirma historiador médico Beddow Baily. Polio aumentó; se ARREGLÓ estadísticas: antes de 1956, se registraban parálisis de 24 h; luego, sólo de 60+ días (caída se atribuyó a vacuna, aunque NY Times publicó en 57 que 50% de niños con polio -estaban vacunados). Aparecen otros nombres: Parálisis flácida no-poliomielítica; Síndrome Guillain Barré, Meningitis aséptica, Fiebre del Nilo Esclerosis Múltiple-a la fecha. ("No hay pitbulls, son American Staffords!) ASÍ se "erradicó" la polio...

OMS adoptó vacuna Sabin de poliovirus artificial vivo -se puede pasar, al contener ARN: permite mutar rápido. Mientras, se ignoró la CAUSA. Polio nativa de EUA/Europa HASTA que se usó DDT en Filipinas a fin de II Guerra -1a epidemia tropical. Se supo en 44 que DDT/DDE afectan la médula causando síntomas de polio: igual se vendió al mundo ¡para quitar insectos molestos! Endocrinólogo Dr Morton Biskind curó varios casos eliminando alimentos con pesticidas -y sobre todo la LECHE; otros Drs también. En donde se abandonó DDT y ciertos otros pesticidas, la polio cayó del todo. Pero ahora con el Codex Alimentarius, posiblemente volverá.... Además, la polio -con cualquier nombre- no se ha ido de CR: si viaja a zonas agrícolas, verá mucha gente muy, muy joven con parálisis física y/o mental.

Sólo que los medios no los muestran...

 

El pais de C

 


Etiquetado en Salud y Medio Ambiente

Comentar este post