Crece por todo Estados Unidos el movimiento 'Ocupa Wall Street'

Publicado en por Ivonne Leites. - Atea y sublevada.


[04-10-2011]

El movimiento de protesta llamado «Occupy Wall Street (Ocupa Wall Street)» y que tiene su centro en Nueva York ha entrado en su tercera semana, al tiempo que se extiende por otras grandes ciudades del país como Chicago, Los Ángeles o Seattle.

En Nueva York, esa organización de protesta contra lo que llaman la «avaricia de Wall Street», los desahucios hipotecarios y el alto nivel de paro en EE UU subrayó su intención de permanecer en el sur de Manhattan durante varios meses. El lunes, 2 de octubre, se realizó un nuevo acto de protesta frente al Ayuntamiento de la ciudad, en protesta por las más de 700 detenciones practicadas el sábado.

Las detenciones y la brutalidad de la Policía neoyorquina han desatado la polémica y alimentan el cruce de acusaciones entre los manifestantes y las autoridades. Algunos de los manifestantes han recurrido a las redes sociales y a los medios de comunicación para denunciar que fueron «engañados» por la Policía para abandonar las zonas peatonales del puente y que por ello fueron detenidos.

En cuanto a la situación de los detenidos, aunque prácticamente todos ellos fueron liberados el domingo, la mayoría tendrá que comparecer en un plazo de 30 días ante las autoridades judiciales para responder de cargos por alterar el orden público y obstaculizar el tráfico en el puente.

Los «indignados» mantienen sus reuniones en el céntrico parque Zucotti, en el sur de la ciudad, área donde comenzaron su acampada el pasado 17 de septiembre y que se ubica en pleno centro financiero. También distribuyeron durante el fin de semana un diario de cuatro páginas, editado por dos periodistas independientes, que han llamado «The Occupied Wall Street Journal», a través del que dan a reconocer sus reivindicaciones y su manifiesto. Desde las páginas de redes sociales como Twitter, ese grupo de protesta comparó las detenciones que la Policía de Nueva York realizó el sábado con las manifestaciones que en 1999 ocurrieron en la ciudad de Seattle (Washington, Noroeste) contra la globalización mundial y la Organización Mundial de Comercio (OMC), en las que fueron detenidas 600 personas.

Escucha el reporte que nos ofrece Fernando Velázquez, del colectivo Pueblos Sin Fronteras, de Radio Pacífica, en Estados Unidos.

 

 

Audio publicado en Más Voces : www.masvoces.org
Mas voces



Usuarios de EEUU demandan a Facebook por espionaje
http://www.cubadebate.cu/wp-content/uploads/2011/07/facebook.jpg


El tribunal del distrito de California del Norte aceptó una demanda contra la red social más popular del mundo: los administradores de Facebook fueron acusados de espiar a sus usuarios.

La acusación se basa en el descubrimiento de un bloguero australiano que afirma que Facebook rastrea la actividad de los usuarios incluso al salir de la página a través de las cookies, fragmentos de información que se utilizan para su identificación.

La administración de la red afirmó que estos fragmentos de información se borran tras finalizar la actividad en la página, pero el pasado 26 de septiembre admitió que no es así. La información acumulada incluye tanto su desplazamiento por el espacio virtual, como la ubicación geográfica en caso del acceso móvil.

La declaración fue seguida por una demanda judicial. Los seis demandantes de los estados de Illinois, Hawái, Virginia y Nueva Jersey exigen una compensación material y la prohibición de este tipo de vigilancia, pero los representantes de Facebook insisten en la falta de fundamento para la querella.

(Con información de RT Noticias)


La protesta contra Wall Street se extiende por todo EEUU

 

http://www.cubadebate.cu/wp-content/uploads/2011/10/protestas-indignados-eeuu6-580x383.jpg



La protesta contra el corporativismo de Wall Street ya entró en su tercera semana sin desinflarse e incluso extendiéndose a otras ciudades de Estados Unidos, en el marco de un movimiento que parece cercano a la revuelta de los “indignados” en España u otros países de Europa.

Boston, Chicago, Los Angeles, muy pronto Washington: las movilizaciones contra el sistema financiero, la codicia y los recortes en el presupuesto federal estadounidense van surgiendo aquí y allá, con una participación muy diferente.

En Boston, unas 3.000 personas marcharon el sábado para protestar contra la avaricia de las corporaciones y para que los bancos detengan las ejecuciones hipotecarias, en una movilización que se saldó con 24 detenidos.

En Los Angeles, unas 300 personas acampaban el lunes frente a la Corte Superior, en el centro de la ciudad, en apoyo a la “ocupación” de Wall Street, que empezó el pasado 17 de septiembre y que parecía languidecer hasta que recibió un inesperado espaldarazo publicitario el fin de semana.

En efecto, lo que parecía ser una movilización más el sábado terminó con el bloqueo durante un par de horas del tradicional puente de Brooklyn, en el sur de Manhattan y no lejos de Wall Street, y la detención de 700 personas, la mayoría de ellos liberados el domingo.

Instalados en la prensa nacional e internacional, los manifestantes buscan ahora aprovechar el empujón y crecer como lo han hecho otros movimientos similares, tal el caso de los “indignados” en España.

Lanzado a mediados de mayo en Madrid, este movimiento civil en el que participan españoles de todas las regiones y niveles sociales y profesionales es una manifestación del cansancio de la gente común frente a sus líderes políticos y el establishment financiero.

Su acción quizás más visible ha sido impedir el desalojo de personas incapaces de reembolsar su hipoteca, uno de los efectos concretos de los problemas económicos en España.

En el caso de la convocatoria para “ocupar Wall Street”, comenzó con una llamado del movimiento anarquista Adbusters y otros grupos de izquierda a través de internet, y ha atraído además a ecologistas, ONGs de defensa de los derechos humanos, así como presencias individuales de veteranos de guerra, profesores universitarios, estudiantes.

Las razones para manifestarse son muy diferentes también: el rechazo a la continuidad de las prácticas corporativistas en Wall Street a pesar de la crisis de 2008, los recortes en el presupuesto federal estadounidense en áreas como la educación, la brutalidad policial, el calentamiento climático, etc.

“Cada uno tiene una razón y un objetivo diferente para estar aquí”, dice en ese sentido Anthony, de 28 años y participante activo en la protesta neoyorquina.

“La única cosa que tenemos en común es que somos el 99% de la gente que ya no tolerará la codicia y corrupción del 1%”, admite en ese sentido el sitio internet “Occupy Wall Street”, que difunde las actividades diarias de los manifestantes.

Si por ahora el movimiento “tiene un mensaje positivo” para “hacer oír nuestras voces”, como señala otro manifestante, Robert Cammiso, de 49 años y ex trabajador de la construcción, las cosas pueden tomar otro cariz rápidamente, como quedó en claro el sábado.

“Si alguien trata de ponerse en medio para restringir nuestros derechos, bueno, entonces pasaremos a resistir, a una resistencia pacífica”, advierte.

En todo caso, la atención lograda por las detenciones del sábado parece funcionar y luego de la actriz Susan Sarandon y el cineasta Michael Moore, el multimillonario George Soros manifestó el lunes su “simpatía” por las “opiniones” de los manifesantes.

“Empezamos la semana pasada durmiendo unos 150 quizás, la noche con más gente éramos 300. Esta semana empezamos con 300 y probablemente lleguemos a 400, 500″, indicó de su lado a la AFP Victoria Sobel, una estudiante de 21 años involucrada en la organización de la protesta.

(Con información y fotos de AFP)

USA-PROTESTS/WALLSTREET

USA-PROTESTS/WALLSTREET

US-ECONOMY-PROTESTS-STATEGY

US-ECONOMY-PROTESTS-STATEGY

US-ECONOMY-PROTESTS-STATEGY

US-ECONOMY-PROTESTS-STATEGY

--

Organizacion Politica Los Necios



 

 


Miami, 4 de octubre del 2011
 Lorenzo foto © Virgilio PONCE
Por Lorenzo Gonzalo*/ Foto Virgilio Ponce -  

Durante poco más de dos semanas se han producido protestas callejeras  en Wall Street, organizadas por personas cansadas de saber que la mayoría de las desgracias económicas se originan por los indebidos y turbios manejos de esa institución de valores.
 
Es inusual que manifestaciones públicas que de algún modo perturben la paz de una ciudad, se desarrollen con carácter sostenido, como ha sido este caso. Incluso en New York, donde su diversidad étnica y densa población la hace propensa a las más variadas protestas, no es común hallar demostraciones con estas características.
 
Pero más inusual aún, es la continuidad de un movimiento donde sus protagonistas protestan contra el sistema mismo de dirección económica. De todos es sabido que el sistema de valores por acciones y otros subterfugios, es el instrumento que define la manipulación del mercado a favor de las grandes corporaciones y la fabricación virtual de capitales. Una reforma general de esta institución tendría repercusiones bancarias de gran trascendencia y transformaría las relaciones mercantiles actuales.
 
Los organizadores han denominado el movimiento Occupy Wall Street, que traducido al español significa Ocupemos Wall Street.
 
Las protestas comenzaron en el Distrito Financiero de Manhattan, pero el sábado 1ro de octubre, se habían extendido a Albuquerque en Nuevo México, Boston,  Los Ángeles, Spokane en Washington, Porvidence en Rhode Island y ha creado ambientes solidarios entre diversas personalidades y estudiantes. No han faltado celebridades como Michel Moor y Susan Sarandon, haciendo acto de presencia en más de una ocasión para darles ánimos a los manifestantes.
 
Aun cuando un periódico como The New York Times y otros medios locales, les ha dado cobertura, los organizadores se quejan de que la prensa los ha silenciado. Al decir esto no están muy lejos de la verdad.
 
Cuando uno revisa la prensa en general de Estados Unidos y los principales rotativos europeos, podemos observar que mantienen un absoluto silencio, solamente comparable a la complicidad que guardan las personas del bajo mundo para proteger a otros socios ladrones de bancos.
 
El lunes día 3 de octubre por ejemplo, el periódico El Mundo de España, dedicó su primera hoja a destacar una supuesta ofensiva represiva en Cuba, contra ciertas escaramuzas callejeras de personas cuyas exigencias son de imprecisa definición y a quienes las autoridades se ven forzadas a defender de mayorías que prefieren buscar soluciones junto a sus gobernantes y no recrudecer los problemas existentes, con confrontaciones inútiles. Se trata de dos o tres decenas de personas que salen a las calles ocasionalmente, pero cuyas manifestaciones se han recrudecido últimamente estimuladas por coberturas desproporcionadas de prensa. Es de destacar que el gobierno cubano reiteradamente ha convocado a la ciudadanía a participar en reuniones donde se hagan propuestas generales para solucionar los problemas del país. Frente a la crisis se han hecho todo oídos para escuchar y ajustar el ritmo y estilo de la gobernabilidad.
 
Al tiempo que una prensa como el periódico El Mundo de España, se enfrasca en darle cobertura a una virtualidad que ellos conocen en detalle, las protestas que están teniendo lugar en New York y que ya se han extendido a varios estados, son ignoradas.
 
No estamos hablando de unas pocas decenas de personas. El domingo 2 de octubre hubo 700 detenidos cuando cruzaban el puente Brooklyn varios miles de manifestantes. Muchos de los participantes, entre ellos algunos de los organizadores, dicen que estas protestas son como aquellas que caracterizaron la Primavera Árabe.
 
Salvando las distancias entre manifestaciones de este tipo con las que dieron al traste con gobiernos autoritarios y de alta naturaleza represiva, quizás fuera más cierto decir que pudieran semejarse a los “indignados” de España. Pero ya se defina de una u otra manera, todas ellas diferentes pero con asideros comunes, las mismas constituyen una denuncia de la avidez de las grandes corporaciones y las manipulaciones de Wall Street. No faltan quienes aprovechan la convocatoria para enarbolar la causa del calentamiento global.
 
La prensa en general, nos referimos a esos pocos medios locales que no han tenido más remedio que mencionar las protestas, aducen que las razones para la misma son confusas y erráticas. Es una manera de restarles importancia y descalificar al peor candidato que tiene un gobierno: una opinión pública decidida a señalar como malo lo que no funciona, aunque no sepa cómo solucionarlo.
 
Es obvio que la persona media, no tienen por qué tener soluciones a la mano en asuntos tan complicados como la transformación de los procedimientos de la superestructura estatal y hacer que pueda servir mejor al conglomerado. Sin embargo, junto con expertos sociales, estudiosos, analistas y administradores públicos, son los únicos que pueden hacer posible el encuentro de las mejores soluciones.
 
Las protestas contra el sistema financiero que está teniendo lugar, bajo el movimiento denominado “Ocupemos Wall Street”, son síntomas de los nuevos tiempos y ponen en evidencia la incapacidad de los gobiernos para lidiar directamente con sus sociedades, las reformas y los ajustes necesarios para resolver la crisis que vivimos.
 
Las personas manifestando por las calles de diversas ciudades importantes de Estados Unidos, no tienen por qué proponer un programa de reformas. Su objetivo primario es alertar a los administradores públicos y a los analistas, expertos sociales, profesores, científicos y técnicos en general, que la vida nacional es de todos y que esa vida no está funcionando bien. Solamente hay que recordar el tiempo transcurrido desde que reventaron las dos guerras injustas decretadas por Estados Unidos y las gran crisis que provocaron los intereses de Wall Street y sus sucedáneos, cuando la bolsa se contrajo a raíz del atentado miserable a las Torres Gemelas en New York, para comprender que la seguridad de todos se ha ido por el vertedero de aguas negras creado por las corrupciones inyectadas al sistema.
 
La simpleza del pensamiento es muchas veces la denuncia más temible que pueda enfrentar un gobernante.
 
Decían algunos de los manifestantes que ellos no estaban pidiendo mucho, sino solamente la oportunidad de poder levantarse en las mañana, sabiendo que tienen trabajo, que pueden pagar la renta de sus casas y que la comida del siguiente día no será de nuevo arroz y frijoles. Un cable recibido en The Associated Press manifestaba que “nadie tenía expectativas de cambios inmediatos. Pensamos que las personas están esperanzadas de que los demás puedan despertar un poco y que mientras más nosotros hablamos y manifestemos, habrá más oportunidades que aquellos con la autoridad de hacer cambios en el mundo nos escucharán”.
 
Las cosas quizás no funcionen exactamente de esa manera, pero sí pueden ocasionar que nuevas figuras sustituyan a las existentes en un proceso de ajustes que sin dudas está teniendo lugar, a través del proceso evolutivo que hasta hoy ha caracterizado el desenvolvimiento de las naciones.
 
Por lo pronto la verdadera noticia, más allá de las protestas, es que los periódicos no quieren cubrirla, porque la misma desafía el sistema que los mantiene en pié como fuentes de desinformación.
 
Nosotros, para no sumarnos a la inmundicia, queremos destacar que las Primaveras no son patrimonio de Oriente Medio, de España y el resto de Europa, sino que abarcan un conjunto mucho mayor y toca a las puertas mismas de Estados Unidos. Cada una dentro de la modalidad y estilos de vida de sus sociedades y de los sistemas judiciales que las definen, pero en todas significando su descontento con la realidad, acallando mentiras y venciendo una represión que se vuelve más impotente cada día.
  
*Lorenzo Gonzalo periodista cubano residente en los EE.UU. y subdirector de Radio Miami

Fuente original:  MARTIANOS-HERMES-CUBAINFORMACIÓN

 

http://martianos.ning.com/profiles/blogs/protestas-en-wall-street-por-lorenzo-gonzalo

-.-.-.-.-.-.-.-

http://martianos.ning.com/

http://auto-hermes.ning.com/

http://bloguerosrevolucion.ning.com/

http://www.cubainformacion.tv/

http://www.auto-hermes-sxxi.net/AlMomento.htm

http://www.auto-hermes-sxxi.net/index.html


 

Cuando las luchas sociales en EEUU desestabilicen al imperio, comenzará la liberación mundial.

-cid_001b01cc8118-f5bcefa0-0a00a8c0-Pedro.jpg

Pedro Echeverría V.

1. El sindicato nacional siderúrgico USW, con 1.2 millones de agremiados, anunció hoy su solidaridad a “Ocupa Wall Street”; crece así el apoyo de organizaciones y figuras nacionales a este movimiento (Moore, Chomsky, Sarandón). A la vez los funestos “gendarmes del orden” arrestaron a cientos de manifestantes en una marcha en la mayor represión masiva de los 15 días en que se ha realizado el plantón en el centro financiero de esta ciudad contra la avaricia empresarial. Según cifras de la policía fueron 700 personas las arrestadas en el Puente de Brooklyn cuando marchaban hacia la “Plaza Libertad” donde se ubica el plantón desde hace dos semanas, a un par de cuadras de Wall Street. La policía los entrampó al permitirles ingresar al puente sólo para después acorralarlos y empezar a arrestarlos. Así es la policía en todos los países y no podría esperarse que actúen de otra manera.

2. Hay que aplaudir y apoyar a los manifestantes de los movimientos “Ocupa Los Angeles” y “Ocupa Wall Street” porque durante dos semanas han estado levantando un movimiento en las entrañas de monstruo imperialista. Debemos cifrar esperanzas en que estos movimientos crezcan y se multipliquen en los EEUU porque este país –el que domina al mundo con su potencial nuclear-militar y económicamente- ha representado desde hace un siglo la fuerza invasora y asesina más terrible de la historia. ¿Qué pueblo o qué país del mundo no ha sido amenazado o invadido por los yanquis cuando han dado muestras de querer liberarse de sus cadenas? o ¿Qué gobierno militar y fascista que asesina a su pueblo no ha sido apoyado por los ejércitos yanquis? Por ese motivo cualquier movimiento nacional es menos importante frente las luchas en EEUU. Si caen los yanquis, el mundo se libra

 

3. Sin embargo no debe pensarse en que los de “los ocupas” (u “okupas”) en EEUU puede triunfar con facilidad. No podemos olvidar que en los años sesenta, es decir hace 50 años, en Los Ángeles, en Washington, en Nueva York, los movimientos de protesta contra la invasión yanqui a Vietnam y las luchas de los negros condenando la discriminación racial, fueron gigantescos y fueron reprimidos con brutalidad del gobierno; sin embargo –junto a miles de protestas en el mundo- lograron que se diera fin a la invasión de Vietnam y consiguieron derechos para los negros; pero no pudieron conquistar lo más importante: debilitar al monstruo asesino y arrinconarlo. Luego de Nixon, gobiernos como el de Ford y Carter aplacaron el descontento para luego dar paso a los gobiernos fascista de Reagan y los Bush.

 

4. Los jóvenes norteamericanos (no yanquis) y latinos de Los Angeles, Nueva York, Boston, Chicago, Austin, si sumaran en sus protestas en las calles a millones –aunado a la crisis económica que vive el imperio- pondrían en serios aprietos al gobierno yanqui; pero no debe olvidarse que en ese país está la policía, el ejército, la fabricación de armas, el departamento de Estado, la CIA y el FBI, que son el aparato de poder policiaco más poderoso del mundo. Por eso Leo Gerard, presidente internacional del sindicato industrial más grande de América del Norte, el United Steelworkers (USW), declaró hoy que su sindicato está “en solidaridad con y firmemente apoya a Ocupa Wall Street. Las demandas son totalmente justas porque van a las raíz del sistema de explotación capitalista: el problema de la explotación, del desempleo, del hambre, de las lucha de clases.

 

5. No hay duda que todos los hombres y mujeres valientes, muchos de ellos jóvenes sin empleo, quienes se han estado manifestado a toda hora por casi dos semanas en la ciudad de Nueva York están hablando por los muchos en nuestro mundo. Señalan: “Estamos hartos de la avaricia empresarial, la corrupción y arrogancia que han infligido dolor a demasiados por demasiado tiempo”. Los sindicalistas señalan que han estado enfrentando a los mismos “capitanes de finanzas” y dicen: “conocemos de primera mano la devastación causada por una economía global donde los trabajadores, sus familias, el medio ambiente y nuestros futuros son sacrificados para que unos pocos privilegiados pueden ganar más dinero sobre el trabajo de todos menos los de ellos”. ¡Viva la lucha de jóvenes y trabajadores”. ¡Muera el imperio yanqui!

 

http://pedroecheverriav.wordpress.com

 

En fotos, los Indignados de Nueva York: La protesta se extiende


La Policía detiene a una de las manifestantes que participaba en la sentada del puente de Brooklyn, durante la protesta del movimiento 'Ocupa Wall Street' del pasado 1 de octubre. Foto: STEPHANIE KEITH (AP)

La Policía detiene a una de las manifestantes que participaba en la sentada del puente de Brooklyn, durante la protesta del movimiento 'Ocupa Wall Street' del pasado 1 de octubre. Foto: STEPHANIE KEITH (AP)

A pesar de los 700 arrestos del sábado a la noche por cortar el emblemático puente de Brooklyn, en Nueva York, durante una movilización contra el sistema financiero y las prácticas de Wall Street, las protestas de los “indignados” estadounidenses se mantenían firmes ayer y se extendían por el país.

Grandes ciudades como Los Angeles, Boston, Filadelfia, Seattle o Chicago, entre otras, fueron escenario de manifestaciones para expresar su solidaridad con los seguidores del movimiento “Occupy Wall Street” y repudiar la crisis económica, la desigualdad social y la avaricia de los más ricos.

“Arresten a uno de nosotros y aparecerán dos más. Somos legión, porque somos muchos”, desafiaba con una pancarta Robert Cammisos, detenido durante la marcha del sábado en el puente de Brooklyn y liberado poco después debido a problemas de salud.

Los manifestantes, que desde el 17 de septiembre intentan “ocupar” Wall Street en rechazo a la corrupción y los recortes en el presupuesto del gobierno federal estadounidense, cortaron el sábado durante varias horas uno de los carriles del tradicional puente que une Manhattan con Long Island.

La policía detuvo a unas 700 personas, a las que acusó de alterar el orden público. La mayoría recibió citaciones judiciales y quedó en libertad ayer.

“Un montón de gente está de vuelta. Este grupo no va a irse”, afirmó Robert, señalando a la muchedumbre reunida en una plaza a 300 metros de la Bolsa de Nueva York, donde los manifestantes se instalaron hace 15 días.

El portavoz de la Policía, Paul Browne, explicó a la prensa que los detenidos eran personas que ocuparon la calzada del puente, obstaculizando el tránsito.

Algunos de los manifestantes señalaron que habían sido “engañados” por la Policía neoyorquina para abandonar las zonas peatonales del puente y que por ello fueron arrestados, lo que fue rechazado por las fuerzas de seguridad.

Ayer, algunos comían en grandes mesas improvisadas y otros secaban su ropa tras las lluvias de los últimos días. Por la tarde, como parte de las actividades diarias del movimiento, se organizaron dos asambleas. Entre curiosos y manifestantes, había más de 700 personas en la plaza.

“Es la tercera vez que vengo. Esta vez estoy pensando en quedarme a pasar la noche. Nunca antes lo hice”, contó una profesora de Derecho de 39 años.

“Espero que se mantenga la presión. Es un movimiento libre, la gente siente que puede participar como quiere”, explicó la mujer. Y aunque admitió que es “poco probable” que se logren los cambios exigidos en el sistema financiero, afirmó que “vale la pena probar”.

La semana pasada, el primer intento de marcha de protesta hacia la Quinta Avenida de Nueva York acabó con varias decenas de arrestos. Lejos de desalentar a los manifestantes, el movimiento de protesta resurgió con más fuerza.

Ahora se está extendiendo a otras ciudades de EE.UU. y adquiriendo mayor atención de los medios . En San Francisco, cientos de personas se solidarizaron con el movimiento, al igual que en Boston, Washington DC y Chicago. En Los Angeles, unas 2.000 personas acamparon ante la alcaldía para denunciar las injustas políticas económicas, y para los próximos días ya se organizaron acciones de protesta en distintos lugares, informó el diario Los Angeles Times .

En Raleigh (Carolina del Norte), el grupo “Occupy Raleigh” convocó ayer a activistas, sindicatos, iglesias y comunidades a una reunión para organizar protestas.

Esta semana los “indignados” de Wall Street desembarcarán en la capital, Washington.

Los organizadores de las protestas piden que se escuche “la voz del 99 por ciento del país, y no la del 1 por ciento que sigue enriqueciéndose”.

El jueves, en el décimo aniversario del inicio de la guerra en Afganistán, los manifestantes tratarán de hacer oír su voz al presidente Barack Obama, culpable, a juicio de muchos de ellos, de haber traicionado las promesas de un cambio. Para ese día está prevista una sentada en Freedom Plaza, a mitad de camino entre la Casa Blanca y el Capitolio. (Con información de Clarín)

Zombies

Los “indignados” estadounidenses, que acampan desde hace más de dos semanas en el distrito financiero de Manhattan, no tienen intención de ceder y se preparan a manifestarse vestidos de hombres de negocios zombies, mientras la protesta sigue creciendo.

La idea del movimiento Occupy Wall Street es marchar con el rostro pintado de blanco, los labios manchados de sangre y comiendo dólares del Monopoli, para dar la bienvenida a los agentes de cambio y financistas que llegan a trabajar, “reflejando la metáfora de sus acciones”.

(Con información de ANSA)

Cubadebate

 

Gritos contra los mercados. Una joven lanza consignas contra los mercados durante la protesta de 'Ocupa Wall Street', el pasado 1 de octubre. Foto: MARIO TAMA (AFP)

Gritos contra los mercados. Una joven lanza consignas contra los mercados durante la protesta de 'Ocupa Wall Street', el pasado 1 de octubre. Foto: MARIO TAMA (AFP)

Wall Street Protest Continues In New York Un manifestante grita frente a la sede de la bolsa de Nueva York, mientras la protesta se dirige al puente de Brooklyn. MARIO TAMA (AFP)

Un manifestante grita frente a la sede de la bolsa de Nueva York, mientras la protesta se dirige al puente de Brooklyn. Foto: MARIO TAMA (AFP)

Ocupando el puente de Brooklyn El movimiento de 'Ocupa Wall Street', durante la protesta en el puente de Brooklyn el sábado 1 de octubre. DARYL LANG (AP)

Ocupando el puente de Brooklyn. El movimiento de 'Ocupa Wall Street', durante la protesta en el puente de Brooklyn el sábado 1 de octubre. Foto: DARYL LANG (AP)

Organizados Manifestantes de 'Ocupa Wall Street', en el área de coordinación de noticias instalado en el parque Zuccotti de Nueva York. JOHN MINCHILLO (AP)

Organizados. Manifestantes de 'Ocupa Wall Street', en el área de coordinación de noticias instalado en el parque Zuccotti de Nueva York. Foto: JOHN MINCHILLO (AP)

Optimismo Una manifestante hace el gesto de la victoria durante la protesta del 1 de octubre del movimiento 'Ocupa Wall Street'. MARIO TAMA (AFP)

Optimismo. Una manifestante hace el gesto de la victoria durante la protesta del 1 de octubre del movimiento 'Ocupa Wall Street'. Foto: MARIO TAMA (AFP)

Los novios, en medio de la protesta. Dos recién casados intentan hacerse una foto mientras tiene lugar la protesta del movimiento de 'Ocupa Wall Streer' en el puente de Brooklyn del pasado 1 de octubre. DARYL LANG (AP)

Los novios, en medio de la protesta. Dos recién casados intentan hacerse una foto mientras tiene lugar la protesta del movimiento de 'Ocupa Wall Streer' en el puente de Brooklyn del pasado 1 de octubre. Foto: DARYL LANG (AP)

Sentada Policías de Nueva York intentan levantar del puente de Brooklyn a manifestantes durante la protesta del 1 de octubre. MARIO TAMA (AFP)

Sentada. Policías de Nueva York intentan levantar del puente de Brooklyn a manifestantes durante la protesta del 1 de octubre. Foto: MARIO TAMA (AFP)

Encarados Policías de Nueva York intentan impedir el paso a los manifestantes del movimiento 'Ocupa Wall Street' en el puente de Brookly, el pasado 1 de octubre. JESSICA RINALDI (REUTERS)

Encarados. Policías de Nueva York intentan impedir el paso a los manifestantes del movimiento 'Ocupa Wall Street' en el puente de Brookly, el pasado 1 de octubre. Foto: JESSICA RINALDI (REUTERS)

Periódico Una publicación del movimiento 'Ocupa Wall Street', en el suelo de la calle. JOHN MINCHILLO (AP)

Periódico. Una publicación del movimiento 'Ocupa Wall Street', en el suelo de la calle. Foto: JOHN MINCHILLO (AP)

¿Irá a bombardear la OTAN  a  NUEVA YORK Y WASHINGTON para "proteger a los civiles"?

Etiquetado en U.S.A - Canadá

Comentar este post