Des-cooperándole al Sistema

Publicado en por Ivonne Leites. - Atea y sublevada.

Claudia Calvo Louward

Fuente: elpais.cr  | 21/09/2011

Conusmo-no.jpgEl famoso Sistema se ha metido tanto en el diario vivir -¡que la gente ni lo nota! Pero NO somos robots quimio-televisados con cara de tarjeta de crédito: tenemos conexión con el planeta, con las demás personas y seres vivientes)... por el simple hecho de estar VIVOS. Somos parte de la Tierra, y no estamos hechos para consumir la "comida" con la que nos enferman -ni los "medicamentos" a lo que esto nos condena, ni para tragarnos la sarta de mentiras con que nos bañan los medios día y noche. Más para que la conexión funcione... hay que activarla.

Esencial para recuperar el poder sobre nuestra vida... es sencillamente saber que lo TENEMOS; la genialidad del Sistema es hacernos creer que no se puede hacer nada al respecto; que la cosa es así -porque así es la cosa. La verdad es otra: "la cosa es así"... porque NO hacemos nada para que cambie; nos dejamos mangonear en manada, luego lloriqueamos que no nos gusta el corral... Edmunt Burke dijo: "lo único necesario para que triunfe el mal, es que la gente buena no haga nada". NO es una mala noticia: es (potencialmente) muy buena: implica que PODEMOS cambiar el rumbo, tanto individual como colectivo.

No hay duda: las cosas no van bien, y todos desearían que mejoraran - pero ayuda saber cómo se esconde el problema. Una de sus técnicas es "normalizar" lo mediocre, y que todo el que no padezca demasiado -se calle, para no herir susceptibilidades. Se esconde en la "buena educación": acostumbramos no quejarnos -y aceptar mansamente lo que NO pedimos- ad infinitum. Y poco a poco nos metemos en un embudo en que, para no "caer mal", acabamos comiendo veneno, siendo poseídos por nuestras posesiones, consumiendo mecánicamente lo que nos ponen a creer que "necesitamos" (ropa nueva, regalitos de Navidad, de cumpleaños, de día del Niño, de Semana Santa...) -que la bolsa no aguanta; que se debe. Pero antes, para un crédito, había que demostrar solvencia. ¿Ahora? Con ser mayor de edad; una de cada 4 llamadas te "regala" tarjetitas. ¿Para qué; qué ganan "ellos" con que la gente se endeude?

Para empezar, una persona endeudada suele ser "mansita". DEBE, y debe mantener su trabajo; si lo pierde no puede darse el lujo de rechazar un mal puesto, porque no paga la casa; la comida de la semana; la tarjeta. ¿Y el ahorro? "Eso" pasó de moda hace mucho. Así que, para no quedar en la calle, sea muy, pero MUY bien portado; que no se le oiga. No sólo pasa a nivel de personas, sino de países -y ahora también de uniones de países -por la misma razón, precisamente.

Tiene arreglo -aunque no muy popular, por lo que es vital salir del concepto "bien adaptado" que no lleva la contraria... y volver a un concepto de COMUNICACIÓN REAL, en el que se estipula claramente lo que se quiere -y se reclama aún más claramente si esto no se cumple -duélale a quien le duela. Es que no somos trapos: somos personas, y como tales nuestra petición merecía respeto... así que hay que recuperar dicho respeto; a todo nivel.

A como pierde un individuo el poder de reaccionar a las crisis fabricadas, también lo pierden las naciones: el traidor de turno saca más préstamos -entregando lo que queda de los países a algún usurero global. Luego, a punta de TLCs todo se importa, y ya no se puede alimentar al pueblo, y si sube el combustible... que la gente se coma su celular nuevo. Ídem la "salud": se nos enseña desde la niñez a comer cochinadas que no alimentan -y lo "sano de supermercado" está cargado de químicos, por lo que dependemos más y más de fármacos para tapar los achaques que padece medio mundo. Y como lo que comemos da alergia, nos convencen que estamos "bajos de defensas" y que hay que vacunarse hasta contra los gatos callejeros... Raro que, con tanto que nos cuidan... ¡nunca se ha estado tan enfermo en la historia de la Humanidad!

Este video de Leonard Horowitz es MUY revelador (podrá ser no-grato, pero tiene doctorados en cuanta disciplina médica hay, y era muy solicitado en charlas... hasta que desenmascaró al Sistema). Pero una persona normal también come cantidades de "comida de cartón", que además de estar llena de sustancias adictivas y tóxicas, proviene de ingredientes industriales que garantizan que sean deficientes... ¿cómo estar sanos comiendo ESO? Viene el ciclo: obesos -con deficiencias; no paran de comer, pero su comida no sacia y además enferma.... Este video sobre nutrición es extraordinario; este otro sobre la realidad del cáncer también.

La corrupción es generalizada; no es sólo algo que hace algún político: es un mal SISTÉMICO. Los dueños roban; los capataces roban. El maestro de obras roba, el peón roba.... el que paga el trabajo sale robando: ya es "normal". Y no es sólo dinero: este sistema -además de vender caro "alimentos" que enferman, y luego "curas" que no sanan- también vende armas, maneja bancos y poco a poco se hace con los bienes de todos.

Y la gente no lo ve: los conglomerados de medios hablan de todo -menos lo que importa, y meten su propaganda a cada paso. En EUA, la gente no ve cómo es que no hay trabajo; que están endeudados hasta las orejas. Menos entienden ¿por qué medio planeta odia el actuar de su país? La gente normal simplemente no sabe lo que hace su gobierno, y eso es en el mundo entero. Otro ejemplo trágico es Israel: si bien sus líderes se las han ingeniado para sembrar guerra en Oriente Medio y asegurar a su pueblo que a) tienen la razón y b) EUA los apoyará pase lo que pase... vean las maniobras en que se metieron: arriesgan una guerra con Turquía (por el ataque a los activistas del año pasado), y olvidan que -en caso de tener que escoger entre el Estrecho del Bósforo y AIPAC- EUA los soltará como papa caliente. En otras palabras, no hay país en que los líderes políticos representen los intereses de su pueblo: todos estamos en las mismas.

Es importante ver ¿a qué le temen los que meten el Sistema? Manifiestamente, esta gente sufre de una inseguridad patológica, ya que necesitan controlarlo TODO. (Todo el petróleo, el dinero, las armas, la información, la comida, el comportamiento... TODO.) En su control enfermizo de los medios está la clave: lo que se traería todos los naipes al suelo, sería que la gente supiera. Así se cayó la "pandemia" H1N1: tanta gente se informó en los países desarrollados, que no lograron colocar sus vacunas tóxicas, y como resultado, los de los países menos acostumbrados a buscar información alternativa -tuvieron tiempo de pensarlo un poco más.

Pero el asunto no se limita a esas vacunas; ni siquiera al sector farmacéutico. El problema también es alimentario, energético, bélico, informativo y -ni hablar- político. La solución empieza informándose FUERA de canales monopólicos, y sobre todo en ver que la gente sí tiene el poder de hacer una diferencia en SU vida -una que afecte positivamente a la economía -la que importa. En nada nos afecta que una transnacional no coloque sus frutas semi-radiactivas, pero SÍ afectaría que todo lo que comamos sea importado, al punto que los agricultores pierdan su tierra: quedamos expuestos a que el día menos pensado, digan "hay escasez de..." (o de combustible) y que no hay comida porque el agro hace rato que desapareció en la miseria. NO es un cuento de otro planeta: sólo con el famoso censo de este año, lograron (además de meter cerveza en la canasta básica), sacar cosas tan BÁSICAS como gas, cebollas, tomates... so pretexto "que se pueden reemplazar". ¿Reemplazar por Big Macs, o por ajos chinos transgénicos-químicos? Y aparte de lo que le hace a la economía nacional ¿cómo deja nuestra salud?

Tenemos cómo apoyar al pequeño productor: las ferias del agricultor. Mucho mejor las orgánicas -y convencer a los agricultores "estándar" de pasarse a prácticas limpias. Eso sin duda los ayuda a ellos, pero también apoya la salud del que le compra: en la medida en que coma sano, la persona logra la nutrición adecuada, y de pronto se hace el milagro: el cuerpo tiene suficiente alimento disponible para activar su propio mecanismo de curación. ¡Adíós asma, diabetes, cáncer, etc... Adíós también a los cuentones farmacéuticos; imaginémonos el ahorro a CCSS, si de repente se desatara una "epidemia de SALUD"...

¿Por qué no lo sugieren los del gobierno? 1) actualmente casi todo sistema de "salud" -es un sistema de atención de enfermos -que es muy distinto. 2) los que manejan las adquisiciones tienen más de un arreglito con las compañías fabricantes... (y la SALUD "no deja"). 3) los mismos intereses -a nivel bancario esta vez- esperan pacientemente la ruina de los pequeños agricultores para dejarse sus tierras, y venderle alimento monopólico a Cargill o uno de esos -mientras nos inundan los productos inferiores de cualquier país al que nos hayan enyuntado. Igual con las cadenas de import- export tipo Walmart o Pricesmart-de hecho, cualquier cadena que otrora fue local: todo se junta en cada vez menos manos. Empecemos a apoyar al pequeño y local: si hay fábrica local de alimento de mascotas, tal vez su amigo peludo acepte un cambio. Si alguien produce cerca, cómprele a él, y no a Palí... y cuando necesite cosas empacadas, alguna buena pulpería en su comunidad sin duda las tiene (evitando las excitotoxinas, si posible).

Tratar de dejar venenos industriales tipo gaseosas; recordar que una de las armas de control de masas es la alcoholización de los pueblos: probemos un poco más de moderación -y tratemos de evitar darle nuestra plata a ciertos terratenientes -responsables de la situación. Volver a los "remedios tradicionales" como ajos, cebollas, linaza (no hay presión alta que la resista); a los diversos tés que siempre hemos usado, y que NO tienen los efectos dañinos de la "medicina moderna" -además de que sí curan. Buscar un buen homeópata para chequeos más serios. Hacer reservas de agua y no-perecederos, por aquello de la crisis que sin duda vendrá.

Eliminar la dependencia a los medios y "entretenimiento". Vale acordarse de que las "noticias" que nos dan vienen predigeridas, ya que Reuters, Associated Press, etc, pertenecen al emporio Rothschild... y la "competencia" suele ser de sus amigos Ted Turner o Rupert Murdoch. Y tal vez dejar de embeberse por cosas irrelevantes como campeonatos de fútbol (no que haya que dejar de verlos, pero sí darse cuenta de que hay cosas MÁS importantes en el mundo...) Y recordar también que uno de los mejores medios de propaganda es cierto "patriotismo prefabricado" tipo farolitos y otras payasadas para celebrar la "Independencia". ¿CUÁL independencia, por el amor de Dios, cuando los mismos que convocan a los desfiles "patrios" son los que venden el país entero al que mejor les comisione, o al que les pagó la campaña???

PATRIOTISMO es otra cosa: es estar dispuesto a luchar por que un país no se destruya; no se venda. Patriotismo es amar a su país, y no tolerar que lo sigan mancillando. Pero AMAR empieza por casa: no se puede decir que se "ame" a alguien o algo -si se sigue tratando la Vida misma como un basurero del consumo: amar y mantener la propia integridad, darse a respetar -son requisitos para entender los derechos de uno... que a su vez hacen entender que ¡todos los demás también los tienen! Y no sólo la gente, sino el planeta entero, y los seres que lo habitan.

Es que, si nos salimos del espejismo cibernético en que han convertido la "realidad", es fácil ver que todo es UNO, y que no se puede ser selectivo a la hora de buscar un bien -o un mal. Lo que ayuda a algo -ayuda al todo, así como sucede con lo que lo destruye. Si volvemos a nuestra esencia, que es ser seres VIVOS -de hecho seres espirituales habitando un cuerpo físico -veremos que "el medio ambiente" NO es algo externo a nosotros, bonito en un documental y como propaganda nacional. Es NUESTRO mundo, del que dependemos; que es parte nuestra y del que somos parte... y ver que nos hemos dejado maniobrar por siglos -por aquellos que lo transforman en tanque séptico-químico-radioactivo -por quienes lo destruyen para esclavizarnos. Es la tela en la que se teje toda nuestra vida, y si queremos "mejoras", la mejora deberá ser integral.

Y por encima de todo, hay que eliminar el MIEDO. El miedo a las consecuencias si nuestros actos son justos; el miedo a actuar, a hablar; a que alguien se enoje, o a que alguien se burle. Todos tenemos nuestra verdad, y los distintos modos de expresarla es lo que da riqueza a la vida. Solamente recordemos que... si queremos que algo mejore, debemos buscar que TODO mejore, y que la única manera de lograrlo -es MEJORAR NOSOTROS.

 

El pais de Costa Rica

Etiquetado en Internacional

Comentar este post

almir 09/28/2011 15:07



tal cúal, esta es nuestra realidad cotideana, estamos en el horno.....