¿Gas en Uruguay?

Publicado en por Ivonne Leites. - Atea y sublevada.

¿GAS EN URUGUAY?
LOS PEDOS DEL DIABLO

 


22 de enero de 2012
Autor: William Yohai

1-a-gas-uruguayo.jpg
“Fueron los primitivos habitantes de lo que hoy es territorio continental venezolano y los que habitaban la desembocadura del Orinoco los que asustados al ver que manaba, en forma, para ellos misteriosa, del subsuelo que ellos pisaban día a día una sustancia negruzca, viscosa y de olor fuertemente penetrante que impregna todo lo que le rodea los que denominaron a dicha sustancia, que hoy conocemos como “petróleo”, como:
“EXCREMENTO DEL DIABLO””.
Así comienza un trabajo de un señor de apellido Salas Romero (1) sobre el petróleo.
Nos tomamos entonces la licencia de extrapolar el escatológico calificativo que con manifiesta razón los “primitivos habitantes….” endilgaban al, por otra parte vital, líquido.
Recientemente han circulado, sin generar mayores comentarios, por la prensa nacional diferentes informaciones acerca de que “Uruguay ha sido incluido por la Agencia de Energía de los EEUU (EIA por su sigla en inglés) en el mapa petrolero mundial”. El informe (4), que fue comentado sucintamente en  los medios de comunicación locales y anunciado por el presidente de ANCAP Raúl Sendic Rodríguez refiere, concretamente, al hallazgo de rocas que podrían demostrar (análisis geológicos y bacteriológicos por medio) la existencia de cantidades significativas de gas en el territorio nacional.

¡EXCELENTE NOTICIA!

Salvo que, en la “letra chica” de los anuncios (sólo encontramos una referencia entre las muchas que se mencionan como dichas por RSR) figura un pequeño gran detalle: Se trataría eventualmente del conocido como “SHALE GAS”.
¿y que es este shale gas?
Para no entrar a payar dejamos que una experta argentina(5) nos lo explique:

“–¿Cuál es la diferencia entre los recursos convencionales y los no convencionales?

–Un reservorio convencional es una roca cuyos poros están rellenos de un líquido o un gas, están interconectados entre sí y tienen un tamaño tal que los  fluidos pueden atravesarlos de forma relativamente fácil. Para extraer esos recursos, se realiza una perforación y se introduce un tubo que se cementa alrededor. Luego se hacen agujeros en el tubo sólo en el lugar que estará en contacto con el área donde se aloja el fluido. Por la diferencia de presión, el petróleo o el gas salen hacia la superficie. En el caso no convencional, la roca es mucho más cerrada, con poros más pequeños, que no están interconectados entre sí. Si se hace el procedimiento convencional, no se puede extraer el recurso en cantidad. Los ingenieros que trabajan en la cuenca neuquina conocen Vaca Muerta, donde se realizaron los hallazgos, hace muchos años, lo que recién se descubre es que puede ser explotado de manera exitosa.

–¿Cómo se extrae, por ejemplo, el gas no convencional?

–Se hace una perforación multidireccional, que llega a la formación y luego es dirigida hacia donde uno quiera. Hay que hacer fracturas en la roca, donde se introduce agua a presión y se inyectan arenas de fractura. Para que ese material quede allí abajo y no retorne, se necesita una cantidad importante de químicos muy específicos. Básicamente, se trata de llegar hasta cada poro para buscar el recurso. Los únicos que explotan recursos no convencionales en el mundo son los Estados Unidos y Canadá. Argentina ya extrae un tipo de gas no convencional que es tight gas, en Neuquén, pero en volúmenes pequeños. Todo esto surge porque estamos relativamente cerca, faltan sólo décadas quizás, del agotamiento de la fracción de los recursos de gas y petróleo más accesible. Por eso se están desarrollando tecnologías para poder explotar los recursos que están menos accesibles. Son tecnologías más caras y muchísimo más intensivas.

–¿Qué diferencias hay en materia de costos?

–Las arenas de fractura son diseñadas en algunos casos a medida de la roca que se quiere explotar, y las pruebas de verificación que requieren son muy costosas. Lo mismo sucede con los químicos. En ambos casos se necesitan muchísimos ingenieros que conozcan la roca al detalle. También se requieren millones de litros de agua por pozo, porque el caño tiene kilómetros, y por locación hay muchos pozos. Cuando esa agua sale, es necesario tratarla. Todo el proceso supone un consumo energético muy importante. En términos muy generales, se estima que la inversión inicial para los recursos no convencionales es entre una y cinco veces más alta, y que el costo de operación, entre dos y tres veces más elevado. De todas formas, los costos asociados a la remediación ambiental son muy difíciles de estimar. El precio del gas no convencional extraído sería menor que el que se paga actualmente por traerlo importado.

¿Cuál es el debate en materia ambiental?

–En primer lugar, este tipo de explotación fomenta muchísimo el consumo de combustibles fósiles y utiliza una cantidad enorme de agua, que podría llegar a contaminar las napas. En realidad el riesgo se puede bajar en la proporción deseada simplemente aumentando las condiciones de seguridad. Pero para eso hay que invertir mucho dinero, y el riesgo nunca es cero. Y cuando se multiplica un riesgo muy bajo por una explotación intensiva, el resultado es que puede haber una falla. Se necesita una regulación masiva desde el Estado para una actividad tan intensiva. En Quebec, Canadá, recientemente se frenaron todas las fracturas hidráulicas y se creó una comisión ad hoc para que investigue y ayude a decidir si permiten o no la explotación no convencional. Lo mismo pasa en el estado de Nueva York, que tiene frenados todos los proyectos. En otros distritos como Dallas (EEUU) o British Columbia (Canadá), la actividad está bastante difundida.”
Los lectores sabrán perdonar lo largo de la cita; y es que la presentación del tema no puede ser breve so pena de volverse ininteligible.
O sea, el “shale gas” o, en español “gas de esquistos” o “gas no convencional” es un producto cuya extracción entraña severos riesgos ambientales. Sobre esto, quien ha emitido opinión, con una extensa base documental, también hace poquitas semanas, es, nada más ni nada menos, que Fidel Castro (2). En un trabajo que titula “la marcha hacia el abismo”, Fidel se refiere a varios temas: la tensión política en Oriente Medio y la presencia, allí y en todo el mundo de miles de armas nucleares; el agotamiento de los combustibles fósiles a nivel planetario y, como derivado de éste último, el intento de prolongar la agonía energética de la actual civilización capitalista basada en el modelo occidental y cristiano a través de la explotación del shale gas.
Citamos a nuestra vez algunos de los materiales en que Fidel basa su comentario:
““Un estudio de la EIA -una agencia gubernamental de Estados Unidos sobre energía- publicado en abril de 2011 encontró prácticamente el mismo volumen (6.620 TCF o 187,4 billones de metros cúbicos) de shale gas recuperable en apenas 32 países, y los gigantes son: China (1.275 TCF), Estados Unidos (862), Argentina (774), México (681), Sudáfrica (485) y Australia (396 TCF)”. Shale gas es gas de esquisto. Obsérvese que de acuerdo a lo que se conoce Argentina y México poseen casi tanto como Estados Unidos. China, con los mayores yacimientos, posee reservas que equivalen a casi el doble de aquellos y un 40% más que Estados Unidos.
“…países secularmente dependientes de proveedores extranjeros contarían con una ingente base de recursos en relación con su consumo, como Francia y Polonia, que importan 98 y 64 por ciento, respectivamente, del gas que consumen, y que tendrían en rocas de esquistos o lutitas reservas superiores a 180 TCF cada uno”.
“Para extraerlo de las lutitas -señala IPS- se apela a un método bautizado ‘fracking’ (fractura hidráulica), con la inyección de grandes cantidades de agua más arenas y aditivos químicos. La huella de carbono (proporción de dióxido de carbono que libera a la atmósfera) es mucho mayor que la generada con la producción de gas convencional.
“Como se trata de bombardear capas de la corteza terrestre con agua y otras sustancias, se incrementa el riesgo de dañar subsuelo, suelos, napas hídricas subterráneas y superficiales, el paisaje y las vías de comunicación si las instalaciones para extraer y transportar la nueva riqueza presentan defectos o errores de manejo.”
Baste señalar que entre las numerosas sustancias químicas que se inyectan con el agua para extraer este gas se encuentran el benceno y el tolueno, que son sustancias terriblemente cancerígenas
La experta Lourdes Melgar, del Instituto Tecnológico y de Estudios Superiores de Monterrey, opina que:
“‘Es una tecnología que genera mucho debate y son recursos ubicados en zonas donde no hay agua’…”.
“Las lutitas gasíferas -expresa IPS- son canteras de hidrocarburos no convencionales, encalladas en rocas que las guarecen, por lo que se aplica la fractura hidráulica (conocida en inglés como ‘fracking’) para liberarlas a gran escala.”
“La generación de gas shale involucra altos volúmenes de agua y la excavación y fractura generan grandes cantidades de residuos líquidos, que pueden contener químicos disueltos y otros contaminantes que requieren tratamiento antes de su desecho.”
“La producción de esquisto saltó de 11.037 millones de metros cúbicos en 2000 a 135.840 millones en 2010. En caso de seguir a este ritmo la expansión, en 2035 llegará a cubrir 45 por ciento de la demanda de gas general, según la EIA.
“Investigaciones científicas recientes han alertado del perfil ambiental negativo del gas lutita.
“Los académicos Robert Howarth, Renee Santoro y Anthony Ingraffea, de la estadounidense Universidad de Cornell, concluyeron que ese hidrocarburo es más contaminante que el petróleo y el gas, según su estudio ‘Metano y la huella de gases de efecto invernadero del gas natural proveniente de formaciones de shale’, difundido en abril pasado en la revista Climatic Change.
“‘La huella carbónica es mayor que la del gas convencional o el petróleo, vistos en cualquier horizonte temporal, pero particularmente en un lapso de 20 años. Comparada con el carbón, es al menos 20 por ciento mayor y tal vez más del doble en 20 años’, resaltó el informe.”
“El metano es uno de los gases de efecto invernadero más contaminantes, responsables del aumento de la temperatura del planeta.”
“‘En áreas activas de extracción (uno o más pozos en un kilómetro), las concentraciones promedio y máximas de metano en pozos de agua potable se incrementaron con proximidad al pozo gasífero más cercano y fueron un peligro de explosión potencial’, cita el texto escrito por Stephen Osborn, Avner Vengosh, Nathaniel Warner y Robert Jackson, de la estatal Universidad de Duke.
“Estos indicadores cuestionan el argumento de la industria de que el esquisto puede sustituir al carbón en la generación eléctrica y, por lo tanto, un recurso para mitigar el cambio climático.
“‘Es una aventura demasiado prematura y riesgosa’.”
“En abril de 2010, el Departamento de Estado de Estados Unidos puso en marcha la Iniciativa Global de Gas Shale para ayudar a los países que buscan aprovechar ese recurso para identificarlo y desarrollarlo, con un eventual beneficio económico para las transnacionales de esa nación.”
Y, como tantas veces sucede, lo esencial está al final……el mismísimo Departamento de Estado imperial ayudará “a los países que buscan ese recurso para identificarlo…..”
Más claro; echale agua. Como no podía ser de otra forma el progresismo gobernante se pone a las órdenes del imperio.

Porque, tal cual se informa (3) “Raúl Sendic, presidente de Ancap reconoció la necesidad de seguir consolidando la política de Estado y destacó la decisión de haber incorporando a representantes de la oposición en los directorios de las empresas públicas.
“Tenemos que salir de este modelo fosilista” dijo, y detalló los proyectos en los que la empresa está embarcada que comprenden biodiesel, etanol e incluso alimentos para animales.
Hizo referencia al posible hallazgo de una fuente de hidrocarburos en Durazno y Tacuarembó que, según datos de una consultora internacional podría haber 21 trillones de pies cúbicos de reservas de “shale” gas, cantidad que podría abastecer al país durante 100 años.
Finalmente, el presidente de Petrobras Uruguay, Iraní Varella, reseño la actividad de la empresa en el país, que tiene participación en la distribución de gas por cañería y combustible, además de un área de exploración y prospección de petróleo. Petrobras, que tiene previstas inversiones en todas sus empresas en Uruguay, “es un instrumento de la integración regional” aseguró.”
O, como lo hace el sitio gubernamental uruguayo; en estricto idioma inglés www.rondauruguay.gub.uy : “En octubre 2009 la compañía Americana Schuepbach Energy LLC firma un contrato con ANCAP para la prospección de hidrocarburos sobre un área de 9890 km2. Éste es el primer contrato de riesgo para la prospección “onshore”* de hidrocarburos en la historia uruguaya, regulada por el decreto 454/006.
Como muestra el  mapa (figura 2), el área del contrato está situada en el centro y norte del país y cubre parte de los siguientes departamentos: 
Durazno, Tacuarembó, Paysandú y Salto.”
 
Y entonces les pregunto a los queridos leyentes: ¿alguno de ustedes sabía que ya en 2009 se había firmado un contrato para buscar shale gas?
Pero, todavía más importante:
¿alguien vio que alguna autoridad nacional, en primer lugar los directores de ANCAP, y, por supuesto su presidente RSR hayan insinuado siquiera la mínima preocupación por los riesgos ambientales que la explotación de este producto genera?
La forma en que la ingeniera química Mariana Matranga, entrevistada por página 12 y citada más arriba maneja el tema, exponiendo los beneficios potenciales sin negar o minimizar los riesgos que corren las poblaciones de los países que explotan ese recurso es completamente diferente del silencio sospechoso que sobre el tema emana de las esferas oficiales nacionales.
Y, quien esto dice no se caracteriza por ser un estudioso de los temas ambientales. Más bien, como las lectoras saben nos hemos centrado en los temas económicos.
Definitivamente, como lo sugiere el título de la nota: EL ASUNTO TIENE MAL OLOR.

1) http://www.analitica.com/va/economia/opinion/3533100.asp

2 http://www.cubadebate.cu/reflexiones-fidel/2012/01/05/la-marcha-hacia-el-abismo/

3) http://www.adm.com.uy/eventos/140/Lic.-Raul-Sendic-Pte.-ANCAP-Dr.-Ing.-Gonzalo-Casaravilla-Pte.-UTE-Sr.-Ronald-Beare-Gte.-Gral.-UPM-Uruguay-Sr.-Irani-Varella-Pte.-Petrobras-Uruguay

3)http://www.rondauruguay.gub.uy/rondauruguay2/en/VerticalMenu/OTHERRESOURCES/GASSHALES.aspx

4) http://www.augpee.org/index.php?option=com_content&view=article&id=1619:-uruguay-un-informe-de-eeuu-ubico-a-uruguay-en-el-mapa-petrolero&catid=8:oil&Itemid=17

5) http://www.pagina12.com.ar/diario/economia/2-185537-2012-01-16.html

* “onshore” significa en el territorio “seco”, por contraposición a “offshore” que significa en el agua (océano o el Río de la Plata en nuestro caso).

--
Información disponible también en este link: http://resonandoenfenix.blogspot.com/

Etiquetado en Uruguay y sus cosas

Comentar este post