Ginecología natural: Combate las enfermedades más comunes por medio de las plantas

Publicado en por Ivonne Leites. - Atea y sublevada.

Pabla Pérez San Martín no es doctora pero es una entusiasta investigadora de la sexualidad femenina en su sentido más práctico. Es creadora del blog Ginecología Natural, donde puedes encontrar toallitas menstruales ecológicas, o la famosa copa menstrual, como también del “Manual Introductorio a la Ginecología Natural”, resultado de una investigación bibliográfica y la acumulación de enseñanzas que le dejaron varios viajes realizados por algunos países de Sudamérica como Bolivia, Perú, Ecuador y Colombia. En ellos tuvo la oportunidad de conocer a comunidades de mujeres indígenas que mantienen vigentes sus conocimientos sobre  medicina tradicional.

La segunda entrega fue realizada en conjunto por Pabla Pérez, Inés Cheuquelaf y Carla Cerpa, como investigadoras e ilustrado por Sol Suarez y Geraldine Mackinnon. Se trata “Del Cuerpo a las Raíces”, basado en el uso de plantas medicinales para el tratamiento sexual y/o reproductivo de las mujeres. El libro es el resultado de una investigación realizada con 25 mujeres en la V Región de Valparaíso de Chile. Está compuesto por muchos relatos, experiencias, ilustraciones de las plantas medicinales y a la vez dibujos de las preparaciones de las mismas para crear remedios, cremas, tinturas, infusiones, ungüentos, entre otros.

Los tratamientos sugeridos en las siguientes lineas han sido extraídos de estas dos publicaciones y se logran con hierbas: algunos son antibioticos naturales que fortalecen el sistema inmunológico de cara a combatir enfermedades o infecciones. Esto explica por que los tratamientos pueden durar un largo tiempo. Su efectividad, sin embargo, es alta, pues estas plantas limpian el cuerpo disminuyendo la posibilidad de reinfección.

1.-Verrugas genitales

A pesar de que a menudo son llamadas verrugas venéreas, no tienes por que adquirirlas necesariamente por contacto sexual. Este en tus dedos o en tu cervix, una verruga es una verruga. Pueden desaparecer sin tratamiento, pero es conveniente que te las trates. Su aparición viene relacionada con alguna deficiencia vitamínica o nutricional. Suelen aparecer durante el embarazo o con infecciones vaginales y tienden a desaparecer con el tiempo. Las verrugas genitales a menudo se parecen a la verrugas ordinarias y algunas veces aparecen con la forma de una cresta de gallo con las puntas blancas. Pueden crecer internas o externamente, en las áreas vaginal y anal.

¿Qué hacer?

Un remedio casero que trata el sistema inmunológico, es el siguiente: tres semanas de raíz de equinacea, seguido de una semana de raíz de hidrastis. Además dúchate con infusiones de raiz de hidrastis una o dos veces a la semana; esto es efectivo contra la comezón. Haz el tratamiento durante 4 semanas. Repítelo si es necesario, después de un descanso de 3 semanas. Puedes tomar tintes en lugar de infusiones, ya que son mas convenientes para tratamientos largos.

Puedes también frotar un diente de ajo. Córtalo por la mitad y ponlo directamente sobre las verrugas (si son accesibles). Trata de hacerlo de 2 a 3 veces al día durante un par de meses y obtendrás resultados positivos. Puedes ducharte con dientes de ajo, si tienes verrugas en la cervix o en el interior de la vagina.

Para limpiar tus genitales

las siguientes hierbas limpian los genitales donde los quistes, fibromas, etc., toman refugio. Las combinaciones de hierbas pueden ayudar en caso de dolor, irregularidades, ausencia de periodos y algunas veces, infertilidad.

¿Qué hacer?


Prepara una infusión de flores y hojas de mil en rama, hojas de frambuesa y raíz fresca de jengibre (ralla entre 3y 5 cm de jengibre). Usa un puñado de hojas de frambuesa y otro de mil en rama y jengibre. Todo en 6 tazas de agua.

Dosis: media taza 3 veces al día. Toma también 1 cápsula de chile picante 3 veces al día. Sigue este tratamiento 6 semanas. Considerando el factor que de limpieza es un proceso lento, descansa el tratamiento 3 semanas y comiénzalo de nuevo durante 6 semanas. Puedes repetir el ciclo las veces que consideres necesario.

*Existen muchos otros tratamientos, pero son muy extensos para explicarlos aquí. Infórmate.

2.-Infección de hongos y cándida

Esta infección esta causada por un hongo llamado Cándida que se encuentra normalmente en la vagina. La vagina en estado normal se protege mediante la producción de su acidez natural. Cuando la acidez se altera, permite al hongo reproducirse, causando la infección. Estas infecciones de hongos no son consideradas ETS, pero pueden ser transmitidas por contacto sexual. Cuando tienes esta infección la penetración (dedos, pene, juguetes sexuales) no esta recomendada porque puede agravar la irritación. Lava tus manos y genitales después de cualquier contacto sexual con un/a compañer/@ infectad@, ya que es muy facil volver a ser infectad@ mediante el contacto de manos y genitales.

Causas: Nerviosismo, fatiga, embarazo, un cambio brusco en tu vida, una nueva pareja sexual, estrés, déficit de vitamina B, comer demasiado azúcar, vestir ropa muy ajustada o sintética… Los antibióticos pueden producir a menudo infecciones porque eliminan muchas de las bacterias naturales de la vagina, permitiendo a la Cándida reproducirse.

Síntomas: Fuerte descarga blanca con olor dulzón. Picor de la vulva o de la vagina, seguida de irritación o hinchazón de la labia. Se pone peor si lo rascas.

Tratamiento:

  • El yogurt natural es muy efectivo. Aplicalo con una cucharita de té (usa un especulo si es necesario). Ponte un paño, ya que el yougurt saldrá. Asegúrate de usar yogurt sin pasteurizar que contenga lactobacilos vivos. Puedes usar también cápsulas de yogurt vaginal. Las cápsulas de acidófilos funcionan mejor, pero, como son pequeñas, tendras que introducir un buen numero de ellas (2 ó 3) en tu vagina. Pueden ser o no tomadas vía oral al mismo tiempo. La duración del tratamiento es de entre 5 y 10 días, preferiblemente de noche. En una situación de crisis usa yogurt de 3 a 4 veces al día. Las jeringuillas de bebe funcionan bien para introducir el yogurt y se pueden comprar en farmacias. El yogurt puede ser aplicado usando también los utensilios para insertar espermicida con el diafragma. A veces pueden ser compradas por separado.
  • Sigue el tratamiento de diente de ajo indicado para tricomonas.
  • Las infecciones de hongos son asintomáticas en los hombres, puedes liberarse de los hongos aplicando yogurt y/o diente de ajo en el pene todas las noches durante 7 ó 10 días.

Alimentación: Rechaza los alimentos que produzcan acidez (frutas cítricas, tomate, etc), el azúcar, la harina blanca. Come cosas ricas en vitamina B (vegetales verde oscuro). Come grandes cantidades de yogurt y de diente de ajo crudo diariamente.

Para tratar la picazón:
Lávate con diente de ajo o raíz de hidrastis. Trata de no rascarte. La duchas vaginales ácidas con vinagre o limón son también efectivas. Usa dos cucharadas en dos copas de agua, luego usa el tratamiento de yogurt (arriba) por unos días para equilibrar la flora vaginal.

*Las mujeres embarazadas deben evitar la ducha vaginal.

3.-Tricomonas

Este es un organismo parasitario unicelular, a menudo transmitido durante el contacto sexual o por condiciones húmedas, que aparece frecuentemente después de la menstruación.

Síntomas: Abundante descargar amarillenta, desagradable olor a pescado, comezón. Pequeños puntos rojos en las paredes vaginales y en la cervix (visibles mediante un especulo). Secreciones de tipo hilo, algunas veces espumoso, irritación alrededor de la vulva y en la apertura de la vagina.

¿Qué hacer?

  • Puedes insertarte un diente de ajo en la vagina: sin romperlo al pelarlo, envuelvelo en una gasa, sumergelo en aceite de oliva o almendra para evitar la irritación de la membrana mucosa. Cambia el diente 2 ó 3 veces los primeros 2 días y una vez a la mañana y otra a la noche los 5ó 6 días siguientes.
  • Los hombres pueden beber infusiones de diente de ajo.
  • Toma tabletas de raíz de hidrastis vía oral. Haz un tratamiento durante dos semanas. Acompáñalo con baños vaginales de la infusión una vez al día. Esto logrará librarte de la comezón. Reduce la frecuencia de los baños la segunda semana.

4.-Garnarela

Síntomas: Descarga vaginal grisácea con fuerte olor. Usa el mismo tratamiento que con las tricomonas.

Infecciones bacterianas y gonorrea

Estos problemas indican que el sistema inmunológico debe ser tratado seriamente y reconstruido. Sé paciente, el tratamiento puede ser largo. Además suelen ser recurrentes después del primer ataque, por lo que es mejor acabar con ellos para siempre.

Síntomas: secreciones grisáceas muy leves, terrible olor y comezón en la vulva. A veces ocurre sin síntomas.

¿Qué hacer?

  • Decocción o tinte de raíz de equinacea durante 2 ó 3 meses, acompañada de duchas vaginales de la decocción de 1 a 3 veces a la semana, hasta que la descarga y el picor desaparezcan. No te duches a menudo.
  • Toma valeriana para quitar el malestar si es necesario.
  • Raíz de equinacea durante 3 semanas seguida de raíz de hidrastis durante 1 semana en tintes. Toma un descanso de una semana y repite el mismo patrón 2 semanas junto a tu pareja.
  • Dúchate con agua y arcilla, 6 tabletas de arcilla blanca en medio litro de agua caliente. Deja la arcilla reposar al fondo del contenedor sin moverlo. Usa el agua necesaria para ducharte. Haz esto una vez al día o lo necesario durante 5 días. Evita utensilios de metal cuando uses arcilla.
  • Las duchas con agua de arcilla han resultado eficaces en curar muchos tipos de vaginitis.

*En caso de gonorrea o sífilis, harás bien en consultar un/a naturópata, herborista u homeópata, y si es necesario, un/a ginecol@.

Por Karen Hermosilla

VeoVerde

El Ciudadano

Etiquetado en Salud y Medio Ambiente

Comentar este post

Eunide 04/04/2012 01:18


Me gusta el blog. Estoy de acuerdo en tener como primera opción los tratamientos naturales. Yo he padecido durante años candidiasis y lo que me solucionó la infección fue controlar mi
alimentación utilizar algunos productos naturales. Es decir, reequilibrar mi organismo.


Todos los ginecólogos que me trataron durante años sólo me dieron medicamentos que eliminaban los síntomas durante un tiempo y luego aparecían de nuevo. Cuando les comentaba lo de la dieta,
decían que eran tonterías y que ni eso ni nada me iba a soluciconar el problema. Que me tenía que aguantar.


No me aguanté y al fin encontré un ginecólogo con más amplitud de miras que sí valoraba la medicina natural.


Prácticamente me curé sola y con terapias naturales, pero creo que hay que tener cuidado. Tan malo me parece despreciar las terapias naturales como la medicina convencional. En mi opinión, lo
ideal es buscar a un buen médico que sepa apreciar siglos de conocimientos que la medicina reglada ha olvidado e incluso despreciado.


La sífilis o la gonorrea son enfermedades que pueden tener serias consecuencias; hay que dejar claro que es necesario acudir a un médico que aplique terapias naturales (naturópata) o a un
ginecólogo convencional. En España, por desgracia, no están reguladas profesiones como la de naturópata, homeópata o herborista y hay mucho cantamañanas y mucho desaprensivo suelto (lo digo por
experienca).

Ivonne Leites. - Atea y sublevada. 04/04/2012 02:00



Yo soy enfermera, defiendo y practico la medicina convencional, pero la responsable. No aquella que se nutre y fomenta el lucro de la industria farmacéutica.


Pero la medicina alternativa, naturista, ancestral, sin delirios, tiene muchas cosas de las que hay que aprender, en muchos lugares hay hospitales que han incorporado clínicas de acupuntura por
ejemplo, y eso me parece genial.


Hay gente irresponsable y cantamañanas en todas partes, como hay muchos necios en la medicina convencional. Como en todas las cosas, es cuestión de encontrar el equilibrio.


 



MYRIAM MARTINEZ 03/27/2012 06:11


Muy interesante , una buena forma de combatir las emfermedades y combatir  el gran negocio de las farmaceuticas , gracias amigas