Guatemala: Mujeres indígenas sufren triple discriminación, según ONU

Publicado en por Ivonne Leites. - Atea y sublevada.

Servindi, 25 de agosto, 2011.- Su origen étnico, su género y su pobreza son los tres motivos por los cuales las mujeres indígenas sufren discriminación en Guatemala, señaló ayer la Organización de las Naciones Unidas (ONU). 

“Las mujeres indígenas son objeto de triple discriminación”, señaló Ana Güezmes, directora regional de la oficina de la Mujer de la ONU para México, Centroamérica, República Dominicana y Cuba, durante la presentación del informe El progreso de las mujeres en el mundo, presentado en la ciudad de Guatemala.

Aunque es una realidad compartida por las mujeres indígenas en otras partes de Latinoamérica y el mundo, esta reflexión salió a flote a raíz del mencionado informe que trata sobre el acceso de las mujeres a la justicia.

La situación de las mujeres indígenas empeora cuando se trata acceso a los servicios de justicia, porque la mayoría de ellas solo dominan sus idiomas maternos, mas no el español.

Sin embargo, el informe destaca algunos “avances importantes” en la legislación guatemalteca, como las recientemente aprobadas leyes para prevenir y erradicar la violencia familiar, la ley contra el feminicidio y la ley contra la violencia sexual.

No obstante estas leyes otorgan a las mujeres modernas herramientas jurídicas para exigir sus derechos, el informe hace hincapié de que se trata de “pasos pequeñitos” debido a que su aplicación apenas empieza.

Muchas de las mujeres guatemaltecas –que representan el 51% de los 14,4 millones de habitantes– todavía son víctimas de injusticias.

Por ello es que ONU Mujeres instó al Gobierno guatemalteco a revocar las leyes que discriminan a las féminas, y a promover la aprobación de normas “que las proteja contra la violencia y la desigualdad”.

Con el fin de “garantizar que la justicia se convierta en una realidad” para todas las mujeres la organización recomendó apoyar servicios innovadores de justicia y “colocar la igualdad de género en el centro de los objetivos de Desarrollo del Milenio”.

Recomendaciones

El informe presenta diez recomendaciones para hacer que los sistemas de justicia funcionen para las mujeres:

1.- Apoyar organizaciones de mujeres en el ámbito jurídico.

2.- Impulsar ventanillas únicas y servicios especializados para reducir el abandono de casos en la cadena de justicia.

3.- Implementar una reforma de ley sensible al género.

4.- Usar cuotas para aumentar la cantidad de parlamentarias.

5.- Emplear mujeres en la primera línea de la aplicación de la ley.

6.- Capacitar a juezas y jueces y dar seguimiento a sus sentencias.

7.- Aumentar el acceso de las mujeres a los tribunales y a las comisiones de verdad durante y después de un conflicto.

8.- Implementar programas de reparación sensibles al género.

9.- Invertir en el acceso de las mujeres a la justicia.

10.- Colocar la igualdad de género en el centro de los Objetivos de Desarrollo del Milenio.

 

Servindi

Etiquetado en Pueblos originarios.

Comentar este post