La mejor solución para Grecia sería un golpe militar, según la revista económica Forbes

Publicado en por Ivonne Leites. - Atea y sublevada.

La mejor solución para Grecia sería un golpe militar

Según la revista económica Forbes


Miércoles 9 de noviembre de 2011 

Por Bill Van Auken

La revista Forbes, que, según dice, ofrece «Información para los líderes empresariales del mundo», ha publicado un artículo en su sitio web titulado The real Greek solution: a military coup (La verdadera solución para Grecia: un golpe militar).

El artículo, escrito por un tal Tim Worstall, tratante de metales y bloguero británico, informa a sus lectores sobre cierta «broma» que circula por los mercados financieros, según la cual «la verdadera solución al problema griego es un golpe militar».

Como fuente de esta información cita un artículo de Jeremy Warner en el periódico británico Daily Telegraph: «Sólo medio en broma, a veces se dice que en lugar de tirar el dinero de Alemania por el desagüe a través de nuevos rescates más valdría patrocinar un golpe militar en Grecia y resolver así el problema. El motivo es que no puede haber una dictadura militar en la Unión Europea. Así pues, si se produjera un golpe militar de esas características, Grecia tendría que abandonar la UE de inmediato y entonces lo que le sucediera a su economía simplemente sería asunto suyo».

Worstall prosigue diciendo que es una «triste gracia» y una broma «amarga» porque, «si obviamos el pequeño obstáculo de tratarse de una dictadura militar, desde luego sería una buena solución para los problemas de Grecia».

¿Pero cuáles son los problemas de Grecia según el autor? Considera que es probable que Grecia no pueda pagar sus deudas y que está abocada sin remedio al impago, pero que esto no resolverá el problema de base. «El nivel de vida y los salarios griegos tienen que descender para que la mano de obra sea competitiva», escribe. «O bien, si se prefiere, hay que elevar muy intensiva y muy rápidamente la productividad laboral griega. Pero cualquiera de las dos vías es extremadamente difícil y penosa».

Este colaborador de Forbes señala que, a corto plazo, «Olvidando, como digo, el pequeño detalle de que se trataría de un golpe militar, dicho levantamiento daría lugar a lo que probablemente acabe sucediendo y que sin duda será la manera menos dolorosa de que Grecia resuelva sus problemas: no pagar y salir del euro».

Concluye: «No obstante, el hecho de que tengamos que bromear con cosas tan terribles como un golpe de estado militar muestra hasta qué punto se ha vuelto disfuncional la política europea. Nadie quiere decir en realidad que una dictadura sea la solución para un problema económico bastante sencillo, pero eso es a lo que nos han reducido…».

El artículo ha provocado airadas reacciones en Grecia, donde el tema de las dictaduras y los golpes militares no es cosa de risa. El país fue gobernado por una junta militar fascista respaldada por Estados Unidos y la OTAN entre 1967 y 1974, durante la cual se detuvo y encarceló a cerca de 10.000 trabajadores, estudiantes, líderes políticos y activistas sociales, muchos de los cuales fueron sometidos a brutales formas de tortura.

A la vista de la reacción que provocó el artículo en Grecia, este colaborador de Forbes cambió el título de The real Greek solution: a military coup (La verdadera solución para Grecia: un golpe militar) por The appalling Greek solution: a military coup (La atroz solución para Grecia: un golpe militar). Asimismo, añadió una nota insistiendo en que su intención no era abogar por un golpe de estado, sino simplemente hablar sobre «una broma pesada y amarga» que corría por los círculos financieros.

Lo curioso del artículo de Forbes es que se publicó (al igual que el artículo de Jeremy Warner en el Daily Telegraph) una semana antes de que el gobierno del primer ministro griego Georgios Papandreu destituyera de un plumazo a toda la cúpula militar griega durante una reunión urgente convocada mientras el país se debatía en una intensa crisis política debido a la propuesta de Papandreu de convocar un referéndum sobre las medidas de austeridad que exigía la Unión Europea.

Como señaló World Socialist Web Site: «La repentina destitución de la cúpula militar griega el martes por la noche en medio del revuelo internacional que levantó la propuesta de convocar un referéndum sobre un plan de la UE contra la deuda, posee todas las trazas de ser una medida adoptada en previsión de una amenaza de golpe militar».

El porqué de esa acción queda claro en el propio artículo de Forbes, el cual insiste en que la única solución para la crisis griega estriba en reducir drásticamente los salarios y el nivel de vida de los trabajadores griegos e intensificar su explotación de una manera radical y rápida, algo que el autor reconoce que es «extremadamente difícil y penoso». Cabría añadir que no es una solución que se pueda implantar democráticamente, como indica la decisión que tomó Papandreu el jueves bajo la inmensa presión de las potencias europeas para que desconvocara el referéndum propuesto.

La insistencia del redactor de Forbes en que la base del artículo era simplemente una «broma pesada y amarga» entre financieros no hace sino confirmar el hecho por todos conocido de que a menudo las bromas son algo muy serio.


Fuente: WSWS

Fecha de publicación original: 4-11-2011

Traducido por Ana Atienza para Insumissia y Tlaxcala

Insumissia

Comentar este post