“Las radios comunitarias están vivas y cada vez son más”

Publicado en por Ivonne Leites. - Atea y sublevada.

Radios comunitarias de México y América Latina se congregan en Oaxaca en el taller Guelaguetza Radial para “compartir sus conocimientos y aprender en conjunto”.

 

Raymundo Cruz Miguel
Fotos: Luna Marán

guelaguetza_radial_conferencia. LunaMarán

guelaguetza_radial_conferencia. LunaMarán

Guelatao de Juárez, Oaxaca. En Oaxaca coexisten 16 naciones originarias que se extienden a lo largo del territorio estatal. Existe una riqueza cultural diversa donde se manifiestan tradiciones indígenas llenas de sincretismo, creencias y vivencias cuya expresión más conocida es la Guelaguetza, la fiesta anual conocida también como Lunes del Cerro, pues se celebra durante dos lunes del mes de julio.

En ocasiones, durante estas fechas pareciera que todo es folclor y comercio, pero hay eventos que nos recuerdan que Oaxaca es algo más que la presentación de bailes y la exhibición de trajes autóctonos.

Algo trascendental para la reproducción y el fortalecimiento del pensamiento oaxaqueño, es la existencia de aproximadamente 50 radios comunitarias que fomentan el uso de las lenguas indígenas y el amor por lo propio en las regiones donde operan.

En el marco de la celebración de la Guelaguetza Popular, muchas de las radios comunitarias oaxaqueñas, y algunas de otros estados, se congregaron en la comunidad de Guelatao de Juárez para participar en un taller de radio llamado Guelaguetza Radial.

Arturo Guerrero Osorio, uno de los organizadores del evento, concedió a Desinformémonos una entrevista para explicar los motivos y expectativas de la Guelaguetza Radial. Arturo Guerrero colabora desde hace más de dos décadas con la Fundación Comunalidad, realizando proyectos de educación y comunicación comunitaria. Estudió la maestría en Desarrollo Rural y actualmente es catedrático de la Universidad Pedagógica Nacional  y de la Universidad Autónoma Benito Juárez de Oaxaca. Además, colabora con el Centro de Investigaciones y Estudios Superiores en Antropología Social (CIESAS) en el área de producción radiofónica, y con la Universidad de la Tierra.

La Guelaguetza Radial, explica, “fue un taller para radios comunitarias, algo que salió en el camino porque originalmente lo que nosotros queríamos y queremos, es hacer un encuentro donde la gente de las radios comunitarias de Oaxaca pueda dialogar con José Ignacio López Vigil, quien es el gurú de la radio comunitaria en América Latina”.

Añade que en pláticas con José Ignacio y con otras organizaciones para realizar el encuentro, “nos enteramos que un compañero de Radialistas de Quito, Ecuador, Santiago García Gago, daría un taller en la radio de Huayacocotla y así fue cómo surgió la idea de programar un taller con García Gago y la gente de las radios comunitarias oaxaqueñas”.


Jaime_Luna. LunaMarán

Jaime_Luna. LunaMarán

 

Santiago es el autor del “Manual para analfatécnicos” (un manual editado por la UNESCO donde de manera muy didáctica se explican los principales tópicos de la producción radiofónica), impartió un taller técnico, algo así como un consultorio para la gente que ya está haciendo radio y que tiene problemas concretos, broncas muy específicas que van desde la cuestión de la antena hasta cómo manejar una consola. También cuestiones como la transmisión por internet.

El encuentro siguió la lógica de compartir y aprender en conjunto. Por eso se jugó con el concepto Guelaguetza; “por una parte porque coincidía con las fechas de la Guelaguetza aquí en Oaxaca, sobre todo la Guelaguetza Popular que comenzaba el mismo día del taller, y por las pretensiones que teníamos de este encuentro: que no fuera un asunto educativo en términos estrictos, sino más bien que la gente que tiene un conocimiento, una habilidad o una experiencia  pueda compartirla con los demás, y en ese sentido crecer”, relata Guerrero Osorio.

Ojo de Agua Comunicación, Palabra Radio y la Unitierra fueron las organizaciones encargadas de la realización del encuentro, pero la Guelaguetza Radial no es únicamente producto del esfuerzo de estas tres organizaciones o de un grupo de personas, sino de todos los que participaron, como Radio Panixtlahuaca, Radio Totopo, Radio Chicahuaxtla y Radio Yaxhil.

Al evento acudieron más de veinte radios de Oaxaca, Puebla, Veracruz, Chiapas y una compañera del colectivo La Vecindad, de Michoacán que produce para Radio Fogata, en Cherán; estuvo también la fundación “Ayuda en Acción”.

La celebración del décimo aniversario de Radialistas Apasionadas y Apasionados con sede en Quito, Ecuador, fue otro pretexto para la realización de la Guelaguetza Radial, pues, como parte de los festejos, Radialistas entregó un reconocimiento a las radios comunitarias de Oaxaca por su participación para la difusión de los hechos represivos perpetrados en el 2006 por el gobierno de Ulises Ruiz contra la Asamblea de Pueblos Populares de Oaxaca (APPO), y en general por las más de dos décadas en las que las radios comunitarias de Oaxaca se han desarrollado.

El organizador entrevistado destaca que la siguiente paradoja: “en Ecuador un referente muy importante –como lo es Radialistas–  le da un reconocimiento a las radios de Oaxaca, mientras que aquí se les persigue o se les ignora. Se dice que son alegales porque están en un limbo jurídico. Ni están propiamente prohibidas, ni son aceptadas. No existen en la ley, lo cual es aberrante”.

Una de las cosas que muestra la Guelaguetza Radial es que las radios comunitarias están vivas y cada vez son más; muchas ni siquiera son nuevas, ya tienen camino andado. Y hay otras radios, no sólo en Oaxaca, que están trabajando cotidianamente, informando, haciendo que la gente se encuentre. Al ignorar la presencia de las radios comunitarias, el gobierno incumple acuerdos nacionales e internacionales como el acuerdo 169 de la Organización Internacional del Trabajo (OIT) y los Acuerdos de San Andrés Larráinzar, entre otros instrumentos jurídicos que existen y plantean el derecho que tienen los pueblos para diseñar el uso de los medios electrónicos de información en su propia lógica.

Nuestro proceder no depende de lo que el gobierno pueda decir. Los procesos tienen que continuar, la cuestión política va a tener que responder a lo que abajo se está planteando. Lo importante es posibilitar y fomentar un trabajo más rico en las radios comunitarias: mayor producción, mayor calidad, mayor articulación al interior de las comunidades con las radios. Eso es lo más importante, lo del gobierno sabemos cómo funciona, pero también creemos que es necesario seguir empujando, seguir manifestando nuestras exigencias, de tal manera que podamos seguir avanzando hacia una situación más normal, más amable de la relación de unos con otros en México”, plantea el impulsor de la Guelaguetza Radial.

 

arturo_guerrero. LunaMarán

arturo_guerrero. LunaMarán

 

El evento se inscribe en una especie de tradición que desde hace veinte años se hace en Oaxaca; diferentes compañeros y organizaciones buscan reunirse para discutir sus problemas en común y pensar en opciones. La Guelaguetza Radial fue un taller que se dio con cierto orden, con organizaciones y con un comité impulsor específico, pero se inscribe en algo más grande: un movimiento de radios comunitarias en Oaxaca. Antes, hace un par de años, hubo una asamblea de radios comunitarias en Zaachila, y hace un año hubo una reunión de radios, convocada por Ojo de Agua, en las instalaciones de CAMPO.

Aturo Guerrero asegura que “la gente, con o sin Guelaguetza Radial, hace su radio todos los días, y el evento es un elemento mínimo de lo que viene pasando desde hace mucho”.

La Guelaguetza Radial superó las expectativas. “Se cumplieron los objetivos: la gente se encontró, conoció a sus pares y de alguna manera generó nuevos vínculos personales y afectivos con otros compañeros que estuvieron conviviendo. Los participantes se llevaron nuevos conocimientos y habilidades. Se llevaron nuevas dudas, nuevas guías y nuevas maneras de enriquecer lo que están haciendo”, finaliza uno de los impulsores.

 

Tomado de

Desinformemonos

Comentar este post

TERE 12/28/2011 23:02


Me encanta leer tus reportajes