Los griegos aplican los lemas contra la Junta Militar de los 60 contra la dictadura de los mercados

Publicado en por Ivonne Leites. - Atea y sublevada.

La policía griega ha reprimido con gases lacrimógenos y perdigones una manifestación en Atenas que conmemoraba la revuelta estudiantil de 1973 que ayudó al derrocamiento de la junta militar, apoyada por Estados Unidos. La manifestación también protestaba contra las políticas de recortes sociales que se están aplicando en la nación helena.

Al menos 30.000 personas participaron en la jornada que culminó con enfrentamientos entre manifestantes y la policía frente a la embajada estadounidense.

Entre los manifestantes destacan jóvenes que partieron desde la Escuela Técnica Universitaria de Atenas, casa de estudios que permanece cubierta con una sábana en la que se lee “pan, educación y libertad”, lema utilizado durante la dictadura de los coroneles y que se usa ahora contra la “dictadura de los mercados”.

La policía ha lanzado varios gases lacrimógenos contra los manifestantes que han arrojado piedras contra la embajada de Estados Unidos (…) los incidentes se han extendido a las principales calles de Atenas.

También han sido incendiados vehículos y varios contenedores de basura y el ambiente era muy difícil para respirar debido a los gases.

El descontento de los griegos con respecto a las políticas económicas se ha hecho sentir de diferentes formas. Un grupo de trabajadores cortó la electricidad del ministerio de Sanidad como protesta por el nuevo impuesto a la propiedad.

Inicialmente la manifestación era en conmemoración al derrocamiento de la junta militar apoyada por Estados Unidos, razón por la que la movilización finalizaba en la embajada norteamericana, pero posteriormente se convirtió en una protesta contra las políticas neoliberales del Gobierno.

El lema de la marcha, el cual fue coreado por los asistentes, pedía la salida de la Unión Europea (UE) y el Fondo Monetario Internacional (FMI) del país.

La comunidad universitaria está profundamente descontenta a causa de una nueva ley aprobada en el Parlamento en septiembre pasado con los votos de los tres partidos que integran y apoyan el ejecutivo de Luca Papademos.

La nueva legislación introduce la financiación de las universidades por el sector privado y deroga la prohibición de la presencia policial en los campus, sin invitación previa de las autoridades universitarias.

LibreRed.net / Telesur / EFE

Comentar este post