Organizaciones sociales y sindicales chilenas exigen crear una nueva Constitución

Publicado en por Ivonne Leites. - Atea y sublevada.

Movimientos sociales de la región de Magallanes, en el sur de Chile, entregaron un documento al Consejo Regional dirigido al presidente Sebastián Piñera, en el que exigen que el Gobierno atienda con urgencia cerca de 20 peticiones.

Organizaciones sociales, gremiales y sindicales que integran la Asamblea Ciudadana de la región chilena de Magallanes (sur), solicitan al Gobierno la instalación de una Asamblea Constituyente para crear una nueva Carta Magna que involucre los deseos y aspiraciones democráticas de los ciudadanos.

“Exigimos una Asamblea Constituyente para generar una nueva Constitución”, porque “la actual Constitución es la responsable de las abismantes desigualdades sociales, políticas y económicas”, señala un documento que los habitantes de Magallanes entregaron al Consejo Regional dirigido al presidente de la nación, Sebastián Piñera.

Entre las demandas de la Asamblea Ciudadana, que exige al Gobierno chileno le de a las mismas sentido de “urgencia”, destacan la descentralización y regionalización, sueldo diferenciado para los trabajadores de zonas extremas de Chile, derogación del impuesto específico a los combustibles y educación pública de calidad, entre otros.

En cuanto a la descentralización, el documento sostiene que la políticas públicas del Estado “tienden a favorecer que desde sus territorios se decida sobre los propios destinos, tanto políticos como sociales. Eso se traduce en una profunda inequidad que tiene como resultado, entre otros, desde la fuga del capital social de las regiones hasta la perpetración de políticas que atentan contra el desarrollo armónico”.

Los magallánicos resaltan el desarrollo de la zona esta lejos de lograrse, debido a una actitud “mezquina” por parte de quienes tiene el poder político y que produce “serios trastornos” a quienes habitan esas tierras.

“Nos preocupa la falta de mayor injerencia del Estado en las políticas públicas lo cual es un elemento negativo para materializar los avances sociales en Educación, Salud y Vivienda”, indican al tiempo que manifiestan su rechazo a la instalación de empresas transnacionales, porque aseguran son las responsables del deterioro de los recursos naturales.

La Asamblea Ciudadana también hace referencia en el texto al proyecto de ley de tarifado de gas, que se derivó hace más de un año en el primer levantamiento popular durante el mandato de Sebastián Piñera y sostienen que la iniciativa profundiza la matriz ideológica privatizadora.

Añaden que esa ideología “ha sido mayoritariamente rechazada por la ciudadanía en temas cruciales tales como la educación, la salud, la protección del medio ambiente, los proyectos energéticos y el uso del agua. Sin embargo, se siguió con la propuesta original que tanto daño nos hiciera en el mes de enero de 2011”.

Dentro de las demandas de los habitantes de Magallanes, se encuentra la respuesta del Ejecutivo a las propuestas de la ciudadanía de Aysén y de todas las regiones de la Patagonia chilena, por lo que piden al Gobierno “depongan la actitud altanera y desafiante demostrada”.

Entre tanto el vocero de la Asamblea Ciudadana, José Hernández, ratificó que volverán las movilizaciones en la zona si no obtienen respuestas.

“Si el Gobierno no responde a las demandas presentadas, no cabe ninguna duda de que las movilizaciones van a seguir creciendo, y si hay que tomar una decisión de paralizar la región lo vamos a hacer”, sentenció.

VTV / LibreRed.Net

Comentar este post