Situación de los presos políticos mapuches, 20 días después del fin de la huelga de hambre

Publicado en por Ivonne Leites. - Atea y sublevada.

Depusieron la huelga de hambre el 9 de junio con la promesa por parte del Gobierno de crear una Comisión permanente por la defensa del pueblo mapuche. A los 20 días del fin del ayuno ¿En qué situaciones se encuentran los cuatros comuneros mapuche Héctor Llaitul, José Huenuche, Ramón Llanquileo y Jonathan Huillical?

Tras 87 días de un extenso ayuno por un juicio justo y el reconocimiento público de los legítimos derechos colectivos del pueblo Mapuche entre otras cosas, los cuatros presos políticos depusieron la huelga de hambre el 9 de junio.

Entre el 15 de marzo y el 9 de junio de este año, Héctor Llaitul, José Huenuche, Ramón Llanquileo y Jonathan Huillical llevaron 87 días de huelga de hambre al ser condenados a penas de entre 20 y 25 años de cárcel -que tras el recurso de la Defensoría de los acusados,  la Corte Suprema redujo a 8 y 14 años- en aplicación de la Ley Antiterrorista (LAT).

El 16 de junio, tres de los cuatro comuneros - Huenuche, Huillical y Llanquileo- dieron alto y retornaron al recinto penitenciario de la Cárcel de Angol. Héctor Llaitul por su parte se mantuvo en el Hospital de Victoria por una trombosis en el brazo derecho hasta el día siguiente.

El médico de confianza de los mapuches, Juan Carlos Reinao, confirmó que “están en su proceso de rehabilitación”. Natividad Llanquileo, vocera de los comuneros y hermana de Ramón precisó a El Ciudadano que “están mucho mejor a pesar del problema de Héctor, se están recuperando bastante bien”.

 

COMISIÓN PERMANENTE POR LA DEFENSA DE LOS DERECHOS DEL PUEBLO MAPUCHE

Los cuatros inculpados depusieron la medida de presión tras la amenaza de alimentación forzada y la promesa gubernamental de desarrollar un proceso de negociación mediante la implementación de un comité de expertos que estudie la situación en la que se halla este pueblo originario.

A la fecha del fin del ayuno, se suponía que la comisión iba a ser integrada por la presidenta del Instituto Nacional de Derechos Humanos (INDH) Lorena Fries, por el representante del Alto Comisionado de la Organización de las Naciones Unidas (ONU) sobre estas materias, Amérigo Incalcaterra; por monseñor Fernando Chomalí; por el arzobispo de la pastoral mapuche, Fernando Díaz; y por parte del pueblo Mapuche Millaray Garrido -esposa de José Huenuche-, Natividad Llanquileo, hermana de Ramón, y Pamela Pezoa, esposa de Héctor Llaitul.

Sin  embargo, todavía no se conoce la constitución oficial de la comisión. Según Ginette Joignant, encargada de comunicaciones del INDH, es probable que se constituya la semana próxima en Concepción, porque todavía está en conversación tanto con Chomalí como con los familiares de los comuneros.

Natividad Llanuileo, por su parte, expresó que se reunieron el viernes pasado pero que “falta reunirse de manera más formal para decidir bajo cuales criterios se va a trabajar, cuales son los objetivos para alcanzar y dentro de cual plazo”. Según la vocera, se supone que la duración de la comisión para cumplir con sus metas tendría que llevar al menos 9 meses. Añadió que se hará, el 21 de julio, una reunión pública en Concepción para dar a conocer los detalles del caso.

Además, precisó que, hace dos semanas atrás, “se interpuso una medida cautelar ante la Comisión Interamericana de Derechos Humanos” teniendo en consideración  cómo fueron condenados y los demás argumentos que fueron solicitados para llevar la solicitud de nulidad del juicio” del Tribunal de Juicio Oral en lo Penal de Cañete que condenaron a los cuatro comuneros a entre 20 y 25 años de cárcel por el ataque al fiscal Mario Elgueta.

La meta de tal recurso también atañe a que el Estado tome medidas urgentes sobre la salud de los comuneros, velando por su integridad física y síquica, y el respeto de su voluntad sobre los procedimientos a los que se les someta.

 

SOLIDARIDAD DEL WE TRIPANTU

El We Tripantu, fiesta del Año Nuevo mapuche, se inicia con el solsticio de invierno, día más largo en el año. Para el pueblo originario, es el día de la renovación de la naturaleza, se festeja con diversos ritos, ceremonias y encuentros, el 24 junio de cada año.

El We Tripantu de este año fue marcado por la solidaridad: Según wichaninfoaldia.blogspot.com, más de un centenar de comunidades mapuches de diferentes territoriales- Santiago, Concepción, Cañete, Lumaco, Traiguén, Ercilla, Victoria, Temuco, Osorno, Chiloé- llegaron hasta la cárcel de Angol para celebrar con los cuatro presos políticos mapuche el evento.

Pudieron ingresar al recinto penitenciario cinco machis encargados de celebrar la ceremonia religiosa.

Llaitul agradeció a todas las comunidades mapuche que respaldaron la pasada huelga que mantuvieron por 87 días, y recalcó que el juicio en donde los condenó a 14 y 8 años de cárcel se desarrolló bajo la LAT.

El comunero finalizó diciendo que las prisiones no acallaran ni detendrán jamás las justas reivindicaciones territoriales que llevan las diferentes comunidades mapuches, por lo cual realizó un llamado a todas las comunidades a que sigan en este camino de recuperación territorial y en la reconstrucción de la Nación Mapuche, indicó la pagina web.

SIGUE EL APOYO INTERNACIONAL

El pasado martes 21 de junio, en Madrid, España, se reunió la Coordinación de Apoyo al Pueblo Mapuche para presentar el “Manifiesto por la Dignidad del Pueblo Mapuche” en apoyo de los cuatro presos políticos, indicó el diario digital Azkintuwe.

El manifiesto fue firmado por más de 200 personalidades de Latinoamérica y Europea, entre ellos la escritora española Rosa Regás, el escritor chileno Luis Sepúlveda, el politólogo Carlos Taibo, el actor Willy Toledo, el ex preso político de la dictadura franquista Marcos Sna y los abogados expertos en Derechos Humanos Carlos Slepoy y José Luis Galán.

Reclaman la concesión “inmediata” y “sin condiciones” de la amnistía a los presos políticos mapuche que han sido encarcelados en Chile por reclamar la recuperación de sus territorios ancestrales. También piden el fin de la aplicación en Chile de la LAT, heredada de la dictadura de Augusto Pinochet.

Los firmantes acusan al Estado Chileno, “tanto en dictadura como en democracia”, de haber “expropiado sistemáticamente los territorios de las comunidades mapuches a fin de ceder sus recursos naturales a empresas forestales, mineras, hidroeléctricas y multinacionales europeas […]”.

También recuerdan que el Convenio 169 de la Organización Internacional del Trabajo (OIT), “ratificado por el Estado Chileno en 2008” y puesto en vigencia desde septiembre de 2009, obliga a los Gobiernos a consultar previamente a los pueblos originarios en materias que afecten a sus territorios y recursos, particularmente en relación con el desarrollo, la utilización o la explotación de recursos minerales, hídricos o de otro tipo”.

Se entregó esta declaración a la Embajada de Chile en Madrid, para que el Gobierno esté “en antecedentes”. Mientras tanto, se desarrolla otras actividades en España como en el resto de Europa para “visibilizar la lucha del pueblo mapuche para recuperar sus tierras y defender su cultura y organización política”.

A continuación, reunidos el 23 de junio en la ciudad de Malmö, en Suecia, grupos de Apoyo al Pueblo Mapuche en Europa, representantes de organizaciones de Solidaridad, Derechos Humanos, Sociales, Sindicales y Políticos de distintos países de Europa, convocados por el Comité de Solidaridad con el Pueblo Mapuche, “Gulamtun”, abanderaron por la amnistía de los presos políticos mapuche, informó Mapuexpress.


Por Mélissa Quillier

El Ciudadano

 

El Ciudadano

Etiquetado en Pueblos originarios.

Comentar este post