Uruguay: Alfredo Silva esta un poquito agrandado; "Va a ser difícil sacarme; las otras listas para la elección no existen"

Publicado en por Ivonne Leites. - Atea y sublevada.

Alfredo Silva

El 17 de agosto la Federación de Funcionarios de Salud Pública (FFSP) elegirá sus dirigentes. Además de la Lista 1886, que integra el representante de los trabajadores en el directorio de ASSE, Alfredo Silva, otras dos disputan la dirección del sindicato. Los opositores han criticado la gestión de Silva y acusan un "abandono" de los hospitales. El sindicalista explicó a El País que al priorizar el primer nivel de atención (prevención), "se corrió gente" del segundo y el tercero, y por eso piden 2.500 cargos más en la Rendición de Cuentas.

P. Barquet / J. L. Aguiar

Alfredo Silva llegó tarde al Edificio Libertad. Ese día, un rato antes, en el local de la Federación de Funcionarios de Salud Pública, se había presentado la Lista 1886 de la que él forma parte y que gobierna el sindicato. En el espacioso despacho cuelga un nuevo cuadro con la imagen de la pintada en un muro: "Fuerza Alfredo", se lee. Nos sentamos a la mesa. Lo acompaña su abogado y director adjunto, Álvaro Ferrín.

-¿Le parece legítimo que siendo director de ASSE salga a hacer una recorrida por el país con la Federación?

-Sí, perfectamente. Soy representante del sindicato. No me parece nada ilegítimo.

-Hay quienes creen que la gira fue por las elecciones del sindicato del próximo 17.

-No, nada que ver. La persona que me conoce sabe que yo recorro las unidades ejecutoras. En Montevideo estoy muy poco, por lo general trabajo el día (en que hay reunión) del directorio y algún otro día en la semana. No necesito hacer recorridas por las elecciones.

-¿Por qué?

-Porque vamos a ganar.

-¿Está seguro?

-Sí, por supuesto.

-Hay listas que se proponen sacarlo de este lugar.

-Va a ser difícil, ¿verdad? Son dos listas que no existen, sin trayectoria.

-Tengo entendido que hay una histórica, la 70, antes 90.

-Tiene algunos años pero ninguno de sus dirigentes vive para refrendarla. Los dirigentes son nuevos.

-¿Y no compiten?

-No.

-¿Por qué está tan seguro?

-Porque para competir hay que trabajar y conocer. La dirigencia de la Lista 70 es una gran ausente. La encabeza la misma persona que hoy integra el Directivo Nacional de la Federación, pero va una vez por semana.

-¿Gabriela García?

-Exacto.

-Volviendo a la Rendición de Cuentas. La presentada por ASSE, ¿contiene lo mismo que reivindica la Federación?

-Hay algunas coincidencias. La Federación hizo un relevamiento para ver la carencia de personal en cada unidad ejecutora y solicitó 2.500 vacantes genuinas al Parlamento, antes de aprobarse la Ley de Presupuesto. Tenemos 10.000 cargos para regularizar, pero no es lo mismo que tener las vacantes como para cubrir las necesidades. Eso ahora está en la Rendición de Cuentas. ASSE entendió que más allá de la regularización, necesitamos tener vacantes genuinas.

-¿Fue una iniciativa suya?

-Fue una iniciativa de la Federación que trasladamos al directorio y que logramos poner a discutir. Se fundamentó, se estudió, se escuchó a los diferentes directores y efectivamente nos dieron la razón.

-¿Cuántos son los recursos humanos actuales?

-Unos 27.000, entre técnicos y no técnicos. Pedimos aproximadamente un 10% más.

-¿Y qué perspectiva de acuerdo tienen?

-El Ministerio de Economía lleva solo algunos artículos que no tienen costo.

-Durante la concentración de la semana pasada frente al Ministerio de Economía, Beatriz Fajián dijo que el ministro era "ciego, sordo y mudo".

-Creo que la Federación declara esto porque al menos desde que estamos en la Dirección Nacional, en cada instancia de Rendición de Cuentas o Ley de Presupuesto, siempre se ha tenido un acercamiento con el Ministerio de Economía. Y no ha habido en esta gestión un ámbito de discusión con el ministro.

-¿Está de acuerdo con ella?

-Sí, siempre lo mejor es dialogar. Los que estamos en ASSE todos los días somos los que sabemos cómo evoluciona y qué carencias tiene.

-Pero después de la reforma ASSE perdió usuarios…

-Según los últimos números estamos en 1.200.000.

-¿Y antes de la reforma?

-En unos 1.500.000.

-Esa disminución de usuarios va a contrapelo de contratar más personal.

-Siempre hubo una gran falta de personal en ASSE. Si miramos para atrás, son muy pocos los ingresos genuinos que hubieron. Y nuestro personal, igual que en el sector privado, rota mucho. Hoy trabajo, mañana no. Acepto una suplencia, trabajo 20 días y me voy.

-Y se va a presupuestar a todos los de Comisión de Apoyo.

-Se va a regularizar. No es lo mismo que presupuestar, porque un funcionario de Comisión de Apoyo puede ya tener un contrato con ASSE.

-¿Y qué va a pasar con la persona que tiene dos cargos? Porque ahora que lo menciona, los de Afasse rechazan que se los obligue a elegir uno.

-Es un tema político que tendrá que resolver el Poder Ejecutivo. ASSE ya tiene algunas propuestas. Pero en realidad Afasse es una organización que no tiene sentido de ser y que no tiene representación, ¿verdad? La representación es de la Federación, porque el 65% de sus afiliados son también afiliados a la Federación.

-¿Por qué no tiene sentido de ser? Ellos se consideran un sindicato.

-No es un sindicato, no está en la Central de Trabajadores.

-¿Por qué no es un sindicato?

-Porque no. Es una asociación, no un sindicato. No está en el Pit-Cnt. ¿El Sindicato Médico es un sindicato? No.

-¿Todo sindicato para usted debe estar en el Pit-Cnt?

-Para mí no, para los que nos consideramos trabajadores asalariados.

-¿Eso está escrito?

-Es un tema de principios.

-Pero…

-Ustedes disculpen pero me parece que ya está.

-¿No quiere hablar más de ese tema?

-No. Apagá el grabador.

(Silva manifestó que no iba a aceptar que se le faltara el respeto o se lo ninguneara. Criticó a El País por aparentar desconocimiento sobre la definición de sindicato y, después de una fuerte reprimenda de su parte, prosiguió la entrevista).

-Usted es representante de los trabajadores y a la vez director. ¿Qué está por encima? ¿Los intereses del trabajador o de la sociedad en general?

-Más allá de que nunca dejo de representar a mis compañeros, trato de ser lo más justo y equitativo posible. Yo, como trabajador de hace 20 años, tengo una carrera que no fue fácil. Ser auxiliar de enfermería te ayuda a hacer valoraciones completamente diferentes de la vida y de algunos valores. Trato de defender lo mejor para todos.

-¿Nunca se le presentó un dilema?

-Sí, pero trato de resolverlo de la mejor manera, como una persona formada desde el punto de vista moral, que es lo que me considero, y sobre todo basado en la solidaridad y el respeto. Acá hay que trabajar todos los días, poner el hombro todos los días.

-Desde los hospitales han reclamado más inversión. Dicen que se sienten desplazados por la priorización del primer nivel, la prevención.

-Por primera vez en la historia, el primer nivel de ASSE tiene un presupuesto. Seguramente al implementarlo se corrió a algunas personas del segundo y tercer nivel, ¿verdad? Por eso estamos necesitando vacantes genuinas. Yo necesito reponer al equipo que le saqué una unidad de enfermería para ponerlo a trabajar extramuros. Pero no estamos desmantelando los hospitales. Es un tema de educación y de transición, como todo el Sistema Nacional Integrado de Salud.

Perfil

Nombre: Alfredo Silva.

Nació: En Montevideo.

Edad: 47 años.

Otros datos: Es auxiliar de Enfermería, vive en Las Piedras.

Sindicalista de abajo

"Vengo de abajo. No tengo un título universitario, fui auxiliar de servicio, sé lo que es lavar un piso, sé lo que es trabajar en una cocina, sé lo que es hacer enfermería, trabajar en una emergencia, atender un parto, trabajar con la locura. Sé lo que es estar", dijo Silva al suplemento Qué Pasa meses atrás. Pero además tiene una larga trayectoria sindical, primero en el Casmu y luego en ASSE. Varias ocupaciones con finales felices lo catapultaron a la dirigencia de la FFSP. Su agrupación, la 1886, tiene la mayoría desde 2001. Desde 2008 es el representante de los trabajadores en ASSE. Antes fue delegado del Pit-Cnt en la Comisión Nacional de Servicio Civil.

El País Digital

Etiquetado en Uruguay y sus cosas

Comentar este post