Uruguay: ARATIRÍ: EL MAL RAYO QUE NOS VA A PARTIR (parte 4)

Publicado en por Ivonne Leites. - Atea y sublevada.

Autor: William Yohai
20 de julio de 2011
 


Ganancias: afinando cálculos
 no a aratiri

Poco se ha escrito y hablado sobre las potenciales ganancias del emprendimiento “Aratirí”, nombre de fantasía que la “anacional” (como correctamente algunos la han denominado) Zamin Ferrous ha propinado a su antinacional proyecto.
Pero, por suerte, nos encontramos con el texto de la entrevista con el diputado José Carlos Cardoso (PN) del 15 de julio (1), o sea, después de la interpelación a tres ministros.
En ella Cardoso, con quien ya habíamos coincidido en su propuesta de nacionalizar el recurso hierro, profundiza su planteo y comienza a plantear algunos números sustantivos sobre el proyecto de extraer el hierro de Valentines.
Entre otros conceptos dice Cardoso, a nuestro juicio de forma muy correcta lo siguiente: Con la posición que he venido exponiendo públicamente respecto a que aquí hay un asunto muy fuerte que todavía no está en discusión. Cuesta instalar en la discusión qué es el negocio de Aratirí y el negocio del hierro en el Uruguay. Cómo se procesa ese negocio, cómo es que el país finalmente va a obtener recursos a partir de un yacimiento impresionante en volumen y recursos. Tal cual hoy está diseñado, su explotación va a generar una enorme riqueza para una empresa y una porción de dinero interesante pero que no tiene mucho efecto para el Gobierno y para los productores.”
 
Y más adelante agrega:          El planteo que venía haciendo el Gobierno está vinculado exclusivamente a los temas ambientales. Y el diseño y la mecánica que va a llevar este proyecto inexorablemente termina en un sí. Esto es un carro en una bajada: no lo para nadie. Porque el Gobierno le va a ir poniendo al proyecto determinadas condiciones (a partir de los estudios) que terminan siendo superadas, porque el negocio va a dar. Como el negocio es tan importante, el negocio da la posibilidad de resolver las mitigaciones que el Gobierno le proponga.

La exposición de la ministra era siempre afirmativa respecto al proyecto: “Vamos a estudiar”, “vamos a poner las condiciones”, “vamos a ver que no se dañe el ambiente”, “vamos a buscar las mitigaciones”. Hasta habló de cómo se cerraría la mina dentro de 40 años.
El camino por el que vamos termina inexorablemente diciéndole que sí a la empresa”.
 
Y, continúa, más adelante con lo medular del asunto:
 
Exactamente. Un canon al propietario del campo y un canon al Estado, que hoy totaliza menos del 10%. Más del 90% pertenece a la empresa. Como aquí estamos hablando en términos generales, ayer se habló mucho después de mi intervención de algunos de estos números. Que las empresas mineras ganan renta líquida entre el 40 y el 60%, estamos hablando que la renta final, pagando impuestos y pagando canon de la empresa, está en los 1.400-1.500 millones de dólares…”

Y, la verdad es que nos causa una enorme alegría no estar tan solos en esta lucha, a saber, la lucha porque se comiencen a discutir los aspectos económicos del proyecto de extraer hierro de Valentines.
Por algo será, que ni en los partidos con representación parlamentaria, ni siquiera en los círculos opuestos al emprendimiento esta discusión había tenido lugar.
Pero, el objetivo principal de esta entrega era pasar a tratar de realizar un análisis más ajustado de los costos y potenciales ganancias de la empresa ZF (bajo cualquiera de sus formas jurídicas o nombres de fantasía) en la explotación del hierro de Valentines.
Veamos; es claro que el primer rubro de costos de una empresa de este tipo es la energía y leemos, según el diputado Amarilla (2) lo siguiente:
El consumo de energía para la operación de todo el proyecto será aproximadamente de 200 MW, potencia que será suministrada por UTE. Nuevas líneas de trasmisión serán construidas para dotar de energía a las instalaciones del distrito minero y de la terminal. La Construcción y operación de estas líneas serán parte de un proyecto independiente realizado por UTE” (página 15, Comunicación del Proyecto ante DINAMA )”.
 
Tomando, pues la cifra de 200 MW como potencia que consumirá la empresa en su parte extractiva y de concentración del mineral obtenemos una cantidad de MWh que utilizaría anualmente de: 1.752.000 MWh. Lo cual da, a un precio de 95 dólares el MWh, que obtenemos de (3) resultando un costo total de menos de 170 millones de dólares anuales.
Salarios: la empresa ha declarado que generará 1500 empleos directos anuales. Hemos estimado un costo total por este concepto, incluyendo y la correspondiente seguridad social, aguinaldos y vacacionales de 30,5 millones de dólares anuales.
Aparte de 100 salarios ejecutivos a 5000 dólares mensuales, lo que nos da 7: de USD
De los costos que quedan destaca por su magnitud el transporte del mineral desde las minas hasta la planta procesadora. Estimando un viaje de 5 km. de ida y otro tanto de vuelta y basándonos en la cifra de 55 millones de toneladas de roca y mineral anuales y tomando como base el consumo de camiones mucho menores, y por tanto mucho menos eficientes que los gigantes de 240 toneladas que probablemente se utilicen obtenemos un consumo de combustible de unos 7 millones de litros de gasoil anuales. Duplicando esa cifra, pensando en las máquinas excavadoras que deben cargar los camiones y otros vehículos que deberá usar la empresa podemos hacer una aproximación de 14 millones de litros de gasoil, o sea, a precios actuales unos 25 millones de dólares anuales (IVA incluido). El costo de los explosivos lo calculamos a razón de 650 dólares la tonelada, se usarían 14.000 mil toneladas anuales, 7: USD total.
Y llevamos, según nuestro leal saber y entender contabilizados los costos más gruesos de la explotación. O sea: 170+30,5+25+7+7=241,6 millones de dólares anuales.
Asumiendo que esta suma es muy incompleta, no incluyendo entre otros: comunicaciones, costos de operación portuarios y otros etc. Podríamos agregarle un 50% de la suma anterior, otros 120,8: USD.
No se ha develado, aparte del canon que, según el proyecto de ley a estudio del parlamento se establecería, para el estado en un 3% de la facturación, que otros tributos pagaría la empresa. El IVA del gasoil ya está incluido en el precio de éste. Si estuviera exenta de IRAE, pagaría por concepto de canon no más de 81 millones de dólares anuales, generando un total de costos de 443,4 millones de dólares anuales.
Por el lado de la facturación al precio actual aproximativo, dado que fluctúa permanentemente; del mineral de hierro de 170 dólares la tonelada le deducimos 20 por concepto de flete a China, el mercado principal o casi exclusivo, para obtener un unitario de 150. Que, multiplicado por los 18 milllones de toneladas que la empresa declara que extraerá nos dan una facturación de 2.700 millones de dólares anuales.
Ganancias totales: Restando finalmente los 54 millones de canon que deberán percibir los titulares de los terrenos encima de la mina (suponiendo que  ZF ya no los adquirió en su totalidad) nos da una ganancia neta, eventualmente libre de impuestos de 2.203 millones de dólares anuales.
Si la empresa pagara el impuesto a la renta de la actividad empresarial (IRAE) le quedarían “apenas” 1.536 millones de dólares “limpios de polvo y paja”.
Hemos obviado aquí un costo que no vamos a considerar: suponemos que la empresa deberá tomar créditos para financiar el emprendimiento. Y esto disminuiría sus utilidades, pero desde el punto de vista del interés nacional, tanto nos da que las ganancias mencionadas las obtenga una “anacional” como ZF o una asociación con otra similar que aporte experticia y capital o una combinación de ambas y un banco o grupo de bancos que aporten financiamiento.
Por último, para que el lector no se quede con la idea de que este estudio es un mero ejercicio numérico sin relación con la realidad, traducimos un párrafo  de un artículo de prensa especializada al respecto (4): El analista jefe de Bhavesh Chauhan, Angel Broking, confirma que en este momento las compañías mineras están ganando márgenes antes de depreciación, intereses e impuestos (EBITDA en inglés) de 50-80% comparados con los de las compañías de acero (15-30%) debido a un rápido incremento de los precios del mineral. Chauhan explica que el retorno sobre capital de las compañías mineras es mucho mayor, ya que, mientras el costo de producción permanece más o menos constante, el aumento del precio de venta del mineral se traduce directamente en los márgenes de ganancia. Globalmente, los precios del mineral se elevaron de 60 dólares en marzo de 2009 a 150 en 2010. Claramente, la minería es donde están los márgenes altos.”
Y en otro párrafo se lee: El directivo a nivel nacional del sector minería y metales de Ernst & Young, Anjani K Agrawal profundiza en esto al afirmar: “contra costos de producción del mineral de 20 a 30 dólares por tonelada, por ejemplo, una ganancia neta de 70 a 80 dólares refleja márgenes muy atractivos para los productores de mineral”
Nuestro cálculo da, para el proyecto Valentines un costo de producción de 24 dólares por tonelada.
¿Y a nosotros qué?
 
Al estado nacional, le quedarían, algunos, pocos millones de dólares anuales por concepto de aportes a la seguridas social (en realidad a las AFAP), el IVA  de los combustibles y el consumo de los trabajadores y, en forma directa el canon, 81 millones de dólares y eventualmente, cosa que dudamos suceda, si la empresa es obligada a pagar IRAE otros 666 millones de dólares. O sea, un total de 773 millones de dólares.
Por supuesto, las erráticas manifestaciones de jerarcas oficiales (según el presidente Mujica el estado percibiría 500 millones de dólares anuales, por lo que vale a estas alturas su palabra) o lo afirmado por Cardoso, de que el estado percibiría 300 millones, que no explica de donde salen, nos dejan en la luna respecto a como se está cortando (o ya se cortó) este bacalao.
Desde el punto de vista neto del país, sumando el conjunto de costos y asumiendo que, la energía habrá de producirse a partir de insumos importados (el país está, actualmente en equilibrio, por lo cual la energía para Aratirí tendría un costo marginal alto, dependiendo de la fuente a partir de la cual se genere o de que se importe de los países vecinos), nos quedan apenas, para sumar a los aportes a la economía nacional los salarios, 37 millones de dólares y algunos otros rubros, detallados en la tabla más abajo; en total 107 millones de dólares anuales. O sea, nada en comparación con las utilidades de la empresa.
Es probable que las inversiones y gastos que el estado enfrente a través de diversas infraestructuras, caminos, líneas eléctricas y su mantenimiento, gastos en monitoreo ambiental, etc, superen estos magros ingresos.
Pero volviendo a las manifestaciones del diputado Cardoso, no compartimos, por supuesto, su absoluta negativa a considerar una explotación directamente estatal del recurso. Y tampoco tenemos certeza acerca de su afirmación de que los minerales del subsuelo que no integran la clase I, o sea los energéticos, pertenecen automáticamente a quien los denuncia.
A pesar de lo cual saludamos su iniciativa de discutir (en absoluta soledad en lo que respecta al espectro político) los aspectos económicos del proyecto.
Por lo menos el tema está saliendo de la inexistencia total y es posible que, a pesar de que todo parece estar cocinado entre el gobierno y ZF se llegue a un resultado no tan ruinoso para el interés nacional.
Siendo como somos, ateos absolutos solo nos queda agregar: OREMOS.


(1) http://www.espectador.com/1v4_contenido.php?m=&id=217094&ipag=1
(2)  http://www.sociedaduruguaya.org/2011/07/exposicion-del-diputado-amarilla-en-interpelacion-por-minera-aratiri.html
(3) http://augpee.org/energias/biomasa/259--ute-fija-un-precio-fit-de-biomasa-de-95mwh-
Aclaración imprescindible: aquí como en el resto de esta estimación estamos, dentro de lo razonable, sobreestimando costos de la empresa. Obviamente 95 dólares el MWh es una cifra tope para lo que son los costos de UTE. Se desconoce si existen acuerdos a este respecto entre UTE y la empresa y eventualmente, en cuanto está fijado el precio de la energía.
(4) http://www.financialexpress.com/news/miners-dig-up-mega-profits/757005/0
 
 

Etiquetado en Uruguay y sus cosas

Comentar este post