Colombia: El corazón de un pueblo

Publicado en por Ivonne Leites. - Atea y sublevada.

Crónica desde la resistencia

El corazón de un puebloDSC03680.jpg

Hacia las 9 de la mañana hemos salido marchando desde el sur de Bogotá unos dos mil caminantes en una de las múltiples marchas programadas para hoy. Desde ayer al mediodía se escuchó la noticia de que el presidente Santos estaba dispuesto a retirar la reforma educativa del Congreso, lo que en lugar de desmovilizar a los estudiantes les dio más ánimo. Todos sonreían, porque sabían que iban a ganar.DSC03681.jpg

Desde temprano en la mañana unos dos mil caminantes bloqueamos la autopista sur cerca a los barrios de Ciudad Bolívar que nos acogieron como si fuésemos sus hijos pródigos; los nombres de estos barrios nos dicen mucho de su gente y sus orígenes: Nuevo Chile, Domingo Laín, Salvador Allende, Camilo Torres. Era una de las muchas manifestaciones programadas, que luego se unió a otra marcha proveniente de la Universidad Distrital y se podía estimar en alrededor de diez mil manifestantes. También desde temprano comenzaron a circular rumores y noticias entre los caminantes: que el primo del Presidente, Francisco Santos, acusaba en la radio a las marchas de ser una retaliación de la subversión; que no dejarían entrar a nadie a la plaza de Bolívar y habría disturbios; que habían gaseado y dispersado unos marchantes que iban más adelante; que la alcaldesa Clarita López, esposa de un dirigente histórico del Partido Comunista y familiar de dos expresidentes de la república había prometido mano dura si había desmanes; que llegaron a la capital 1500 antidisturbios del ESMAD y 50 tanquetas para frenar la manifestación estudiantil. Nada nos asusta: nuestro elefante tiene hambre, y pide que le sirvan chuleta de cerdo al desayuno.DSC03682.jpg

En tres oportunidades hay intentos de la policía de sabotear la manifestación. Lanzan granadas de aturdimiento y empujan a los marchantes. Estos responden arrojando pintura contra la policía y continúan la marcha. Todos se sienten imparables, arrolladores, vencedores. Haber llegado hasta acá después de dejar el sudor y las suelas de los zapatos por las carreteras del país, haber visto los aplausos y puños en alto de miles de transeúntes que nos arengan a lo largo de la capital, haber humillado a una Ministra terca e ignorante, es ya una victoria enorme.

La oligarquía asesina tiembla mientras los estudiantes se apropian de la capital.DSC03954.jpg

A mediodía, en medio de un aguacero furioso las marchas comienzan a entrar a la Plaza. No parará de llover en toda la tarde, pero tampoco pararán de llegar movilizaciones y más movilizaciones, desde todos los puntos de la capital, delegaciones de todo el país. Una de ellas, desde la localidad de Suba, arriba a las cinco de la tarde luego que la policía repartiera garrotazos y detuviera a una docena de personas.DSC03958.jpg

Este movimiento que se ha dado el lujo de llenar hasta reventar la Plaza de Bolívar, y no una sola ocasión, es por primera vez en muchos años un movimiento victorioso. La Plaza de Bolívar, el centro de esa ciudad sin corazón que es Bogotá se siente hoy el corazón del Universo. Todo parece posible y los estudiantes han logrado insertarse una vez más en el corazón del pueblo colombiano y de sus esperanzas, como en 1929, como en la dictadura de Rojas Pinilla, como en 1971. A medida que la plaza se abarrota bajo una lluvia que arrecia, la reforma se desmorona y el gobierno pierde todos sus argumentos.

El Tiempo habla de 30.000 manifestantes en Bogotá pero es falso. Es una cifra que debería multiplicarse por lo menos por tres. Los organizadores estiman que en todo el país han marchado medio millón de personas. DSC03959.jpg

Hemos seguido el camino correcto, hemos sabido vencer: los estudiantes somos, como dijo Martí, el baluarte de la libertad y su ejército más firme. ¡Sonrían, porque vamos a ganar!

DSC03960.jpg

Camilo de los Milagros.

 

 

Colombia: marcha universitaria

Colombia: marcha universitaria

artículo - 6/11/11 - Universidad Pedagógica y Tecnológica de Colombia. El Estado intenta por todos los medios, incluyendo la violencia y los montajes mediáticos, que los estudiantes vuelvan a…

 

Colombia: un elefante que camina

Colombia: un elefante que camina

artículo - 9/11/11 - cien en buses y trasbordos, dejamos atrás las montañas cafeteras para finalmente alcanzar a los estudiantes marchantes en el pueblo de El Espinal, un sitio donde las temperaturas llegan…

 

Colombia: subiendo la cuesta

Colombia: subiendo la cuesta

artículo - 01:25 - la historia colombiana. La zona fue azotada por luchas agrarias y ligas campesinas en los años 30 y luego sería fortín del Gaitanismo y del partido comunista a mediados del siglo XX.…

Comentar este post