Uruguay: Minería a cielo abierto. Debemos de andar juntos para llegar unidos

Publicado en por Ivonne Leites. - Atea y sublevada.

 

 

Tomamos este tema de la minería a “cielo abierto” como uno de los tantos problemas graves que al día de hoy nos atañe a todas/os las/os Uruguayas/os por igual, no podemos dejar de lado nada dentro de esta importante temática, así que ¡andemos juntos!.

Nos posicionamos entre los dos carriles en que se mueven: el Gobierno y sus acólitos, y por el otro el pueblo todo. Por la lógica Frenteamplista tendrían que tener estos dos carriles una sola dirección y sentido para transitar todos juntos por ella, pero desgraciadamente, ésto no se cumple ¡en nada!; aunque para ello les dimos nuestro voto en las últimas elecciones para que así sucediera y nos traicionan despiadadamente.

Administrar capitalismo no es sinónimo de bienestar duradero para ningún pueblo que lo tenga que admitir, impuesto por su gobierno de turno como nos sucede actualmente. No aprobamos que se siga haciendo a nuestro nombre y favorecidos por nuestros votos el gran beneficio para la oligarquía terrateniente nacional y extranjera que nos empobrece “saqueando” nuestro país.

Forestaciones, sojería, minas a cielo abierto y otros etcéteras que por ahí “andan”, sólos o juntos son la expresión más clara del neo colonialismo -n.t.- que se posiciona día a día sobre nuestro territorio para contaminarnos, desbastarnos y saquearnos, rapiñando cruelmente nuestro trabajo, las riquezas que generamos y a la naturaleza, todo esto posible porque el actual gobierno así los deja, los llama, los invita, los aplaude y lo festeja “drogando” el PBI.

Es claro que entonces andamos en el mismo camino pero con sentidos opuestos y debemos intentar “sintonizarnos” para aclarar de quienes son los derechos de usufructo, según la Constitución de la República y de quienes los “deberes” de obligadamente hacerlos ¡cumplir!, para que podamos andar todos en la misma dirección y con el mismo sentido, como Frenteamplistas.

Al día de hoy, el gobierno desgobierna de tal forma que realmente ¡da vergüenza!, y en este tema puntual ¡peor aún!. Desde el anterior gobierno del Dr. Vázquez, dónde entre “gallos y medias noches” corporativamente dentro del Partido Socialista del Uruguay, actuaron soezmente los traidores desnorteados de los Puntigliano, Martínez, Gadea, Fried, Torres y tantas/os otras/os “secuaces” quienes “armaron este infernal boniato” de la minería a cielo abierto como Aratirí y otras -casi- 600 propuestas que por ahí “andan navegando burocracia” y que lamentablemente son aplaudidas fervientemente hasta por conocidos “personajes” del PIT-CNT, ¿verdad Turco?.

Absolutamente todos ellos, nunca quisieron escuchar, ni atender y menos entender “otros puntos de vista” y sólo pergeniaron la entrega del país al capital extranjero en forma abominable, si lo que aquí afirmamos, no es cierto, ¡que lo desmientan públicamente!.

Entonces el anterior gobierno y éste, continuador de estos hitos son los responsables de que se halla ocultado y mal manejado la información “cierta” de la minería a cielo abierto y por esta razón adjuntamos un análisis pormenorizado técnico/tecnológico y demás aspectos que “hacen” a ese gran tema, para demostrar fehacientemente, lo siguiente:

  • Este gobierno y absolutamente todas/os sus parlamentarias/os, son una mentira histórica desde todo punto de vista y unos farsantes traidores de los más nobles sentimientos de todas/os las/os Uruguayas/os de izquierda que los votaron.

  • La minería a cielo abierto en gestión de explotaciones por las empresas extranjeras es el error más cruel que se pueda estar gestando actualmente en contubernio con este gobierno y sus acólitas/os..

  • Es mentira que se requieren capitales extranjeros, ni que no tengamos las capacidades técnicas/tecnológicas para acometer estas tareas, por nosotros mismos.

  • La “tierra es para quién la trabaja” nos decía nuestro gran dirigente histórico Raúl (Bebe) Sendic. ¡Hoy!, sin lugar a dudas podemos llevar adelante lo que interpretaba como la Reforma Agraria a las condiciones de nuestro país, pacientemente explicaba: “debemos de hacer la Revolución Agrícola/Industrial, repartiendo tierras y los beneficios que se produzcan entre nuestra población trabajadora.

  • La pregunta surge nítida y clara, ¿podemos hacerlo?. La respuesta “asoma” mucho más clara, tenemos dinero nuestro, capacidades y tiempo. Hablamos de más 7.500.000.000,00 son: siete mil quinientos millones de dólares americanos, solamente con los cobros del agua usada por: la sojería, forestaciones y minerías (desgraciadamente, ¡ya funcionando!).

  • El tiempo futuro para realizarlo trasciende singularmente más de siglo y cuarto (130 años) con seguridad y nitidez por lo que todo indica ¡que si podemos!, por lo tanto ¡Estoy de acuerdo!.

  • Se requiere “parar máquinas” sobre la marcha, es decir, “detenernos” para estudiar y recomponer la dirección que juntos deberemos de transitar de acuerdo a las leyes que sobre estos temas están vigentes y posteriormente planificar el tránsito hacia ese promisorio futuro.

Todas estas propuestas surgen de los estudios que anexamos y se demuestran como posibles y válidas, por lo que no tenemos ninguna duda en trabajar haciendo los mayores esfuerzos, organizándonos en esta dirección con todas/os aquellas/os que así lo entiendan válido.

Debemos de “romper esquemas” y traspasar las barreras creadas por los “viejos estilos” chacristas para el hacer, aceptando juntarnos organizadamente en la dirección del avanzar “haciendo”, teniendo como única guía para la acción, las ideas propuestas.

Entendemos que estas propuestas no son ni serán “propiedad de nadie en particular”, pero sí de aceptación y uso colectivo popular de todas/os. Por lo que estudiémoslas y organicémonos por todo el país, sin esperar por nadie, sino, sólo por nosotros mismos. Afirmando solamente: ¡estoy de acuerdo!.


Saludos fraternales para todas/os.


¡VIVA LA REVOLUCIÓN AGRÍCOLA/INDUSTRIAL!

CRUZADA POR LA TIERRA Y CONTRA LA POBREZA

2do. Frente

URUGUAY, marzo, abril, mayo del 2012

 

 

 

Descargar el libro-copia-1


Etiquetado en Uruguay y sus cosas

Comentar este post